BLOG DE

sábado, 30 de mayo de 2009

YBARRARIO: DE VISITA EN EL INFIERNO


Había decidido bajar a los infiernos, aguaitar de cerca, in situ, cómo se chamusqueaban los cuerpos de los pecadores, cómo el demonio ctónico (esa imagen de los rakasas hindúes, los jinn árabes, las arpías y erirnias griegas, los elfos y valquirias germánicos, el sakra andino, el tunche selvático, etc., etc.) de color rojo-azogue-mortecino y con un trinche o tridente (a quien Eliade suponía que eran los dientes de los monstruos marinos), hincaba a las almas retorcidas, inquietas, rebeldes, sufrientes. Cómo sucedía en carne propia esa escena goyesca cuasigótica del siglo XVIII donde el macho cabrío se regodea en una danza orgiástica escoltado de algunas ninfas (¿Aquelarre?). Y --claro, por supuesto-- percibir, oler, olfatear, aunque sea por un momento, dada mi curiosidad, el ácido olor del azufre, ese humor vítreo, humor rojo, humor inmortal de los que ansían morir a toda costa.
Antes había leído con mucho cuidado a “El Diablo” de Giovanni Papini, y “La Biografía del Diablo” de Alberto Cousté, entre otros libritos de ocultismo (los hechizos infantiles de “La Clavícula de San Cipriano”, los conjuros-anatemas de madame Blavatski que murió por obesidad extrema y meteorismo gástrico, etc.), mancias, demonología; Dante, Virgilio, Poe, Baudelaire, Conde de Lautréamont, Howard Phillps Lovecraft, etc., etc. Y, por supuesto, una novela de Michel Bataille (no confundir con George Bataille y su “La literatura y el mal”, por ejemplo)“El Fuego del Cielo” que versa sobre la vida del satanista Gilles de Rais condenado por herejía e infanticidio. Y unas cuantas novelas de la diablilla de la subcultura gótica Ann Rice y de la parapléjica mental J. K. Rowling. Así que iba preparado, al menos en lo básico, para coger de los cuernos a cualquier bestezuela que asomara en el camino.
Para cumplir con mi objetivo, Paul Genocida, un novel promotor de eventos metálicos, funge de adminículo y me alcanza unas entradas-certificados de defunción para un concierto de black metal en el centro de Lima donde tocará Nargaroth, una banda alemana de culto que iba a dejar sus alaridos, blasfemias y voces demoníacas en el “Salón Imperial”, conocido antro concertero; así que sin más preguntas guardo el par de pases y de paso un diente de ajo y un pedazo de hierro en el bolsillo izquierdo. Belcebú (del hebreo Ba’al-Zebub o “el señor de las moscas”) bajo el ropaje del falso semidios Baphonet levitando con los dedos en posición de cinmudra o wakhyanamudra (no se hagan problemas, solo se trata de juntar el dedo pulgar con el índice), me mira desconfiado desde un volante de rock mal impreso en serigrafía.
Estoy cubierto, eso creo, madame Báthory con su traje negro y botas de terciopelo ha decidido acompañarme esta noche; sólo un vampiro con el rostro de político en campaña me lanza una mirada de pocos amigos y bebe de porrazo un trago con olor a querosene-DDT-folidol-restos fecales-remanencias digestivas; reconoce que no soy de su especie. No soy bicornio y no tengo la colita de chancho de los Buendía (el esquizoide de Picasso, a quien le gustaba disfrazarse de minotauro, hubiera saltado de júbilo). A unos metros veo que sale humo de su boca mientras lo rodean una mancha de duendecillos que solo quieren matar neuronas y romperse los oídos a punta de altos decibelios, gritos desgarradores y aullidos de lobos feroces. Las caperuzas negras no se hacen extrañar y participan de forma aislada de esta misa negra. Un grandulón de barriga equina cocachea a los homúnculos y con un zippo les prende un cigarro a cada uno.
Como era de esperarse las hordas metálicas, entre panoplias de cadenas y cinturones de balas cruzados en la espalda y la cintura (un “metal” se había amarrado un machete a modo de llavero), se aglomeraban en toda la callecita de Caylloma y la esquina con Quilca donde una fritangera, experta en el reciclaje de menudencias y en el aderezo matagente (restos de ladrillo, huesos molidos, y ajos pelados a pie calato en la ribera de algún río) expelía mondongos y corazón de res para antropófagos y cardiófagos melómanos. El humo a modo de incienso era otro mensaje para los dioses caídos (antiguamente alguien creyó descubrir el eje del mundo en ello, lo cual tiene algo de cierto, pero eso escapa a esta incursión infernal).
Una meretriz o súcubo con el rostro de María Magdalena y vestida de encaje, minifalda, tacones de plataforma y cadena de barco, trata de seducir a unos endemoniados pero, en vez de miradas lujuriosas y propuestas monetarias de posibles clientes, recibe el eructo de un barbón con pinta de náufrago urbano (esa es la última moda, un reciclaje del grunge y de la economía en declive). Se enrarece el ambiente. Empieza la transición de almas en pena (¿alguien lleva monedas debajo de la lengua?). La lucha por una “locación” es cuerpo a cuerpo. Espíritus errabundos se aglomeran en la entrada del infierno donde de seguro estará Aqueronte en su mar de Leteo o los tres hermanos Erirnias, Thanatos, Hipnos dispuestos a llevarte al más allá; de seguro a la Laguna Estigia, zona pantanosa del río Éstige, que el ingenuo, torpe y pusilánime Hesiodo pensaba que era la hija del titán Océano.
Abriéndome paso a codazos y de la mano de madame Báthory entro al concierto. Le entrego al balsero los pases y camino desconfiado en territorio-anatema. Desde un piso superior avientan una bolsa negra. Este es el maná negro del que hablan algunos cuentos del medioevo. Imagino que es un recibimiento acorde con el lugar. No sé por qué pienso que dentro de ese paquete está la cabeza cercenada de algún parroquiano (quizá la cabeza de “Ron King”, antiguo mutante mefistofélico, a quien el pederasta Beto Ortiz hizo famoso en una de sus gerontocrónicas proctológicas en la revista “Caretas”).
La bolsa desperdigada que, en su caída, sólo ha vomitado basura ha ido a parar a los pies de unas chicas rudas, estrogénicas, zoólatras, vestidas de cuero y con maquillaje industrial, carbón y tinte para zapato. Por un momento creo ver a Magali Solier, fans de Iron Maiden (¿?), entre ellas, pero eso es como pedirles peras al olmo. La poblediablura es un signo de estos tiempos. Me rindo, prometo no mirar al abismo. Sigo caminando a tientas. Un perro negro untado de violeta genciana (¿el black dog zepelliano?) pasea su sarna entre los asistentes. Soy el único que piensa en el cancerbero y en Anubis, eso creo (¿dónde estará Heracles?). El olor rancio a creso mezclado con urea invade el local como si fuera una neblina como en algunas de las historias de Stephen King
Cuando ya estaba por adaptarme al lugar, y por algún mecanismo de defensa bajar la guardia, una voz gutural salida de “El exorcista” --de la película de William Friedkin en base a la novela de William Peter Blatty-- da el saludo ante esta reunión de sacha-aquelarre: “Como están bastardos. Estamos muy tranquilos hoy. Esta no es una puta iglesia. Satán bendice a tus hijos”. Antes de terminar la frase ya las guitarras han empezado a aullar y acuchillar en ritmos agudos; y las baterías, cual cañones medioevales o bombas anarquistas, han empezado a disparar sus bolas de acero y sus esquirlas a los comensales. Trato de parapetarme con Madame Báthory quien clama por sangre en formato vino.
Para saciar la sed histórica de la Báthory me acerco sigiloso a las vianderas metálicas quienes se ríen a carcajadas de mi pedido y sólo encuentro cerveza aguada con etiquetas pirateadas en Azángaro; no hay necesidad de especificar que la bebida alcohólica es… bamba, un bioretruécano hecho de cebada para chanchos y macerada, de seguro, en barriles de petróleo, el penetrante olor del óxido se siente en el ambiente. El alcohol metílico corre por las venas de espíritus posesos. Las manos con el símbolo de los cuernos al modo de James Dio se levantan hacia arriba, hacia el que funge de cantante, el cual ha sacado una cruz invertida para darle más credibilidad a lo que sale de su boca. O-sea-que-la-cosa-es-en-serio. Alguien se persigna al revés a mi costado (el símbolo de los cuernos con los dedos que Dio instituyera ha sido relatado varias veces. Dio dice que lo aprendió de su abuelita reumática quien le paraba regañando. Otra estafa del rock metal. Risas de la platea).
De la oscuridad, como si fuese un alma en pena, un cuerpo eyectado de ultratumba, surge “Cayorate” (¿Oscar Reátegui?), líder de la banda “Dios Hastío” y viejo subte que ha venido con una cámara fotográfica para registrar el evento para su revista “Cuero Negro”. Se me acerca y me pide ayuda. No sé cómo servirle. Aunque tengo habilidad para refaccionar objetos malogrados, carezco de buenos modales. Por casualidad (o por causalidad) y para suerte de ambos presiono un botón y se arregla el problema. Antes de que pueda darme las gracias un miembro de seguridad lo saca de un tropezón. A unos metros veo a Cayorate alargar su mano para registrar a las arpías y a los espíritus sufrientes. Me enseña su dedo pulgar en señal de agradecimiento y, como un comic yendo a fade down, desaparece en la oscuridad propiciatoria.
En pleno concierto diviso una sombra que me parece familiar: ¿es una fémina? ¿un tótem del feminismo ochentero? ¿una imagen patente y real de la mujer liberada en pleno ejercicio de sus libertades? ¿una imagen de la mujer clitórica de Carla Lonzi?, etc. El instinto me lleva de la mano hacia la persona indicada. Pensé que era el único infiltrado, la única alma “buena y bondadosa” en este mundo de mutantes, coronatus y cornutos (me río de mí mismo hasta que se me acalambra el estómago). La sombra voltea y me mira a los ojos. No puede ser, son los ojos de la Gorgona: Euríale-Esteno-Medusa. Siento que en cualquier momento me convertiré en piedra. Ya no percibo nada. Veo borroso. Mis manos empedradas se han agarrotado, pero la voz dulce, celestial y estereofónica de la poeta Dalmacia Ruiz Rosas, como si fuera la de un ángel de Jericó, me salva de caer en pánico y de metamorfosearme en granito: “Ybarra, qué haces aquí”, pues lo mismo que tú, no pensé que eras metalera, “pues, yo-tampoco-pensé-que-tú-eras-metalero” (me gusta su ironía y esa suavidad de ácido muriático con la que te aplica sus conceptos), después de un efusivo abrazo y los saludos respectivos volvemos a nuestros lugares de origen. El rostro de Dalmacia me hizo recordar aquella vez cuando rompió una botella de cerveza en la cabeza de un subte fortachón que quería embriagarse a costa de los poetas. Los vidrios salpicando a todos lados y la cerveza mezclada con sangre y saliendo a borbotones son la imagen poética que guardo de esta musa de los Kloakas (oh Dalmacia, musa de los poetiks arrojados del paraíso). Por ahora la poesía se reduce a un gutureo animalesco y al humo de un pastelero que han empezado a quemar lo que le queda de cerebro. Dalmacia desaparece en busca de mayor oscuridad al igual que este ss.
Después de dos horas de preámbulos y de vómitos vitriólicos llega la banda esperada: Nargaroth. Con apariencia de vikingos y con aroma a misticismo celta, aparecen premunidos de sus instrumentos al modo de saetas. Uno de ellos, el baterista, me queda mirando y me estira la mano, lo saludo tratando de ser lo más cortés posible. “Lo cortés no quita lo valiente", dice el dicho, pero eso no cuenta cuando se trata de espíritus inmundos o con entidades de la superchería, por igual le doy la mano con la que previamente he cogido ajo de mi bolsillo izquierdo. El secreto funciona, el músico poseso se aleja rápidamente de mi presencia (no sabía que eran tan espantables estos sujetos), se va refunfuñando: “Chaizer, arshloj, arshloj”.
Un sonido ritual invade la sala, voces de mujeres parturientas o dolosas se escuchan a todo volumen. Es el intro de la banda. El introito pone los pelos de punta a cualquiera. Los metaleros se aglomeran y se juntan unos a otros al modo de las bolitas de mercurio, por un rato creí ver un documental de la National Biography sobre las hienas cuando tienen hambre y son capaces de comerse a un león. Bocas abiertas y garras hacia la presa se exhiben con ímpetu. El mosh y las melenas al viento son resorteras de pensamientos viciados o negros, de eso estoy seguro. Hay que aplicar la simbología en su máxima expresión: Eliade, Cirlot, etc. Sutilmente me alejo unos cuantos pasos de la piara metalera. Me aburren los diletantes y los possers que se han disfrazado para ser niños malos aunque sea por una noche. Los verdaderos hombres malos no necesitan ponerse un uniforme negro para delatar sus conciencias. Los verdaderos “hombres malos” son malos a solas o frente al espejo, nunca en público mucho menos en un concierto.

Un déja vu me aleja más de dos décadas atrás cuando con todo el ímpetu adolescente acudí a un concierto en la No Helden del jirón Chincha, ahí estamos todos los de la horda, casacas de cuero, jeanes desteñidos, zapatillas rotas con la lengua afuera, púas en las muñecas y en las conciencias. Siempre llevaba casetes y revistas para intercambiar. Antes de cumplir 18 ya tenía una colección bastante digna. Al fondo suena “Orgus” y una canción que habla de una gitana, la noche y un amor perdido, antes había tocado Anubis una grupo de veteranos con un negro guitarrista al mejor estilo de Jimmy Hendrix-Steve Ray Vaughan-BB King-Buddy Gay, etc. Lo que llamamos Heavy Metal murió antes de tiempo (es el no nato con cuerpo de chacal), pero ─previo al deceso─ abortó un engendro que tuvo como padrino al diablo. Hoy a esos ladridos de perro, esa gárgara de tara y flatulencias bucales le llamamos “Black Metal”; y dónde quedaron esos grupos como Venon que fue el inventor del término (black metal), en dónde quedaron todos esos grupos brasileños: Chacal, Mutilator, Vulcano, o los intergrantes del Warfare Noise y tantos otros que no resistieron a los garfios y dientes del tiempo. Simplemente se hicieron humo como los refritos de la anticuchera que atomizan el lugar, dándole ese espectro que a estas horas de la noche puede prestarse para otras cosas, incluido un concierto de una banda alemana que se hace llamar “Nargaroth”.


Cuando la banda levitaba a ritmo de cánticos, oraciones, licor a hectólitros y una violencia inusitada, decido, unilateralmente, que es momento de emprender la retirada. No me gusta los finales ni las despedidas. Prefiero escabullirme y evitar esos tratos engorrosos. Madame Báthory, sabedora de mis manías, me coge de la mano y salimos a ese otro purgatorio urbano que es la avenida La Colmena. Detrás de nosotros se siente el retumbar cataclísmico de la ira de dios sobre Sodoma y Gomorra. Nadie se salvará esta noche. Nadie tiene la señal en la frente. Nadie se quedará para recoger los escombros. Es el inicio de la destrucción inevitable.

Dos estatuas de sal observan los detalles de la luna en el arcano decimoctavo del Tarot.

jueves, 28 de mayo de 2009

DADA KALYANVRATANANDA, MONJE ALEMÁN, EN LIMA

Al Perú no sólo llegan indeseables, sino también personas honestas, preocupadas por el rumbo de la humanidad, que nos vienen a hablar de paz, de salud y de buena alimentación, y en contra de todos esos productos con preservantes y químicos de la máquina transnacional que nos enferman día a día. Ojalá muchos pudieran apoyar estos eventos, lastimosamente este sistema corrupto y decadente sólo busca el escándolo para seguir alimentando a esos hambrientos de excremento (la "masa" en la definición no marxista y según Ortega y Gasset) que están detrás (y adelante) de la pantalla del televisor, de los blogs, de los periódicos y la radio basura.
Bienvenido Dada Kalyanvratananda.


Nota de Prensa:




Namaskar y saludos a todos


Mañana viernes tenemos el placer del compania intelectual y espiritual del
Dada Kalyanvratananda, monje Alemán, discipulo directo del maestro espiritual Shrii Shrii Anandamurti.



Comida Sana, Mente Sana



VIERNES 29 de MAYO
A LAS 7:00 PM

JR. ACOBAMBA 212
CERCADO DE LIMA

(ALTURA CUADRA DOS DE
GUZMAN BLANCO)

Ananda Marga Yoga Cakra

TEL 433 0091
Adjunto archivos con mas informacion y para compartir con sus amigos y contactos.Muy bienvenido por esta y otros razones a visitarnos.Nos vemos...
FraternalmenteDada VimaleshvaranandaAnanda Marga Jr. Acobamba 212Altura cuadra 2 de Guzman Blanco, por Plaza Bolognesi Lima PERU SOUTH AMERICA ph +51-1-4330091celular +51-1-992663742alternate email address
: vimaleshvarananda@yahoo.com

miércoles, 27 de mayo de 2009

CONVERSATORIO EN MEMORIA DE GAMALIEL CHURATA (AREQUIPA)



Varias instituciones de nuestra ciudad entre las que destacan la editorial Cascahuesos, el Instituto de Estudios Sociales del Sur y bajo el patrocinio de la Municipalidad Provincial de Arequipa, le rendirán un cálido homenaje, al gran escritor Gamaliel Churata, este 28 y 29 de mayo a través de un ciclo de conferencias denominado “Batalla en torno a Churata”. Los especialistas que estarán en la mesa de debate son:

Helena Usandizaga (UAB-España).
José Gabriel Valdivia (UNSA-Arequipa).
Bladimiro Centeno (UNA-Puno).
Juan Wilfredo Yufra (IES-Arequipa).
José Luis Velásquez Garambel (UNA-Puno).
Richard Montoya Humpiri (UNSA-Arequipa).

La cita es a partir de las 6:00 p.m. en el Auditorio Principal del Palacio Municipal de la Municipalidad Provincial de Arequipa.

El inicio de las conferencias se realizará con el ingreso de un grupo de sicuris, tal como le gustaba a Churata, y además se proyectará un video sobre varios aspectos de su vida.
José Córdova

PRESENTACIÓN DE "DORADA APOCALYPSIS" DE DOMINGO DE RAMOS



DORADA APOKALYPSIS

de

Domingo de Ramos


Presenta:

Róger Santiváñez


Videos: Karen Bernedo


Lugar: La noche de Barranco
(Bolognesi 307)


Lunes 1 de Junio a las 7:30 pm

Organizan:
Tranvías editores e Intermezzo Tropical

¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨¨
http://www.intermezzotropical.org/

martes, 26 de mayo de 2009

"UN INCA MODERNO SOBRE UN JUMENTO LLAMADO ALDO"


Rafael Inocente --novelista, biólogo, y piloto de caminos escabrosos-- me envía esta reflexión sobre el volkswagen (“el auto del pueblo”), el maestro Héctor Wu y nuestro querido burdégano, Aldo Mariátegui. Están servidos:

Hace unos días conversaba con el maestro Héctor Wu en su taller del Callao respecto a la vigencia del legendario VW escarabajo. Ahora que se deprime el consumo en el primer mundo y el libremercado y los teelecés financian huaycos de automóviles de factura china y japonesa y siniestrados vehículos norteamericanos, muchos se preguntarán ¿qué hace un preparador de automóviles de carreras dedicando su tiempo a humildes escarabajos? Me responde el maestro Wu que el escarabajo pervivirá todavía mucho tiempo, pues fue fabricado con otro espíritu. Un espíritu radicalmente
Miguel Ángel Chávez y Rafael Innocente a 4818 msnm, Ticlio. diferente del alma plastificada que anima

los automóviles actuales. Héctor Wu es tal vez uno de los mejores preparadores de escarabajos de carrera y tubulares y un experto conocedor de la mecánica aircooled. Pero además Héctor es un hombre fino, un agudo observador y mordaz crítico de la realidad de un país brutalmente desigual e injusto. Conversar con Héctor es aprender las bases teóricas de la mecánica automotriz, es derribar mitos condicionados por la ignorancia y el billete, mientras miramos cómo va amarrando un boxer de 2100 cc y 180 burros de potencia. Tito Wu, su hijo y heredero en el oficio, afina un bárbaro tubular de 2500 cc y el maestro Teodoro trabaja un motor “estándarcito nomás” poniéndole “su veneno”. Todo al mismo tiempo. Cuando uno contempla la manera en que Héctor Wu examina un motor, acude a la mente la imagen de un médico-cirujano escalpelo en mano operando sobre los órganos del sistema digestivo de un ser viviente. Por eso, no creo equivocarme si afirmo que de las conversaciones con Héctor me han quedado en claro que son tres las fortalezas del VW escarabajo:

— Economía: que el escarabajo es un auto económico por su rendimiento en km/gl es un mito frente a los autos modernos inyectados que fácilmente superan los 60 km/gl. Sin embargo, el costo de los repuestos y accesorios (incluso los de marcas reconocidas), la mano de obra y el mantenimiento general del escarabajo frente al de un automóvil moderno, resulta de lejos mucho más económico. Inclusive un rendimiento promedio de un motor estándar de 1300 cc. bordea los 45-50 km/gl y dicho rendimiento para uso personal es más que suficiente para un vehículo antiguo.
— Fortaleza: el torque (la fuerza en kg/m2 que proporciona el motor incluso a bajas rpm) del motor del escarabajo es asombrosamente elevado para un auto antiguo. Esto compensa la baja compresión y el exiguo caballaje del VW escarabajo. Según palabras del propio Héctor Wu, un escarabajo preparado supera cómodamente en torque a cualquier modelo del año también preparado para carreras. Por lo demás, la tracción posterior y la configuración del sistema de transmisión hacen del escarabajo un pequeño todoterreno en trocha y una veloz máquina en autopista (velocidad crucero de 90 km/h), no en vano fue diseñado para alcanzar esa velocidad crucero en las rápidas autobahn germanas de aquellos años.
— Relación peso/potencia: como bien saben quienes asisten a los autocross, un VW preparado (como los de Palma, Ricci, Noriega, Palomino) fácilmente roza o supera los 200 HP. Un Subaru Impreza WRX sobrepasa los 300 HP. Pero en el autocross el VW escarabajo saca ventaja, pues éste pesa menos de 1000 kg y aquél puede llegar a las dos toneladas o tal vez más.

Otros atributos del escarabajo, como el pequeño tamaño, el bajo régimen de rotación, la posición del motor, las ruedas altas, la sencillez de su funcionamiento y el sistema de enfriamiento aircooled que permite refrigerar el motor mediante aire (adiós radiador) hacen de este vehículo un diminuto off-road con el cual podemos recorrer la escabrosa geografía de nuestra patria sin realizar gastos onerosos, que las sierras del Perú no son patrimonio de las off-road de cuarenta mil dólares.

El spirit con el que fue diseñado el VW escarabajo, independientemente de su ejecución a mano alzada por Adolfo Hitler, fue el de ser útil al pueblo y permitir a la clase trabajadora disponer de un vehículo fuerte, veloz y económico.

¿Cumplió con el objetivo encargado por Adolfo Hitler, el genial Ferdinand Porsche? No en vano han transcurrido casi ochenta años desde que el primer VW escarabajo salió de la Volkswagenwerk en Wolfsburg y todavía hoy sigue rodando por el mundo. Pese a que ya no hay fábricas que lo produzcan en serie, cada día son más los clubes de aficionados, desde Nepal hasta Argentina, que rescatan esta maravilla de la ingeniería humana para su propio servicio y divertimento.

Pero, a estas alturas se preguntarán, ¿qué tiene que ver un tal Aldo con el maestro Héctor Wu? Seguramente muy poco. Aunque no me sorprende nada que pueda venir de Aldo Mariátegui, no he podido dejar de sonreír largamente al leer una afirmación tendenciosa acerca del VW escarabajo.

El artículo se titula ¿Qué es ser "facho"?. Mariátegui cita primero al otro payaso imbécil de la burguesía, Jaime Bayly: “complementaré —dice Mariátegui— ese genial aserto universitario de Jaime Bayly de que "para ser rojo hay que ser bruto" con el añadido "e ignorante”.

No me estancaré en la retahíla de estupideces y verdades a medias que con prosa inculta esgrime el jumento para intentar definir al fascismo. No vale la pena. Lo que me ha dejado pasmado es la alusión al VW escarabajo y la forma en que Mariátegui pretende incriminarlo al asociarlo con la génesis del fascismo alemán. Cito, con perdón, al asno:

“Es proteccionista (el fascismo) y busca la autarquía, producir adentro todo lo que se necesita y sin reparar en los costos que esto genere: aborrece el libre comercio. Es paternalista en cuanto a leyes laborales (rigidez laboral, beneficios indiscriminados... Hasta se creó adrede el VW para la "clase trabajadora", como diría Gastón) y siempre se apoya en sindicatos adictos.”

Hace un tiempo leí en un blog español autodenominado de izquierda algo así como que el VW escarabajo descansaba sobre las miles de osamentas de judíos (¿y los gitanos?¿y los marxistas?) obligados a trabajar esclavizados en las fábricas de VW reconvertidas en factorías de armamentos durante la Segunda Guerra Mundial. Gente de izquierda también arguye que el genio de Porsche se rindió al autoritarismo de Hitler y aceptó fabricar un automóvil que garantizase las aspiraciones políticas del Fuhrer, concediendo al pueblo un vehículo utilitario y económico.

¿Y? ¿Es culpable el VW escarabajo?

¿Y el sueño americano, el modelo T de Ford? ¿Sobre qué descansa digo yo? ¿Saben lo que es el fordismo?¿ ¿O ya olvidamos que durante un largo período de su historia la Ford no reconocía a ningún sindicato de trabajadores en las negociaciones colectivas? ¿Y saben cuál fue el papel de la Ford durante la guerra? Ford aborrecía cualquier organización que representase a los trabajadores y se esforzó por destruirlas. ¿Y el llamado toyotismo del just in time y la paz laboral?¿Es acaso el toyotismo la solución a la saturación de los mercados, a la crisis de Occidente?¿Y los automóviles descartables fabricados en las maquiladoras y factorías chinas que pagan 1 dólar diario a los obreros, eso si les pagan? ¿Y los costosos autos europeos de alta gama destinados solamente a las élites enriquecidas con el trabajo de los pobres del mundo? Cualquiera que haya leído sabe que las diferentes formas de administrar la producción son inevitablemente acompañadas de un marco más complejo de relaciones económicas, políticas y sociales, si es que queremos que el análisis de la producción arroje luces sobre la naturaleza de cada momento social, de cada etapa económica y de cada periodo histórico. ¿No sabe esto Aldo Mariátegui? Claro que lo sabe: pero aprovecha su pequeña tribuna para engatusar analfabetos.

Aldo Mariátegui no lucirá camisa negra ni se cuadrará con el saludo fascista (pero si es el fiel peón de Alan García Pérez, ese asesino cristianizado al neoliberalismo), mas en su inconsciente odia todo lo que le recuerde la estirpe indígena de su abuelo José Carlos Mariátegui Lachira y todo lo que huela a pueblo, incluso un humilde VW escarabajo.

Que me perdone el maestro Héctor Wu, por aludir al sobornable Aldo Mariátegui. Pero es que luego de conversar con alguien como Wu, leer una mariategada como que lo embronca a uno. Por el contrario, Héctor es una caja de agradables sorpresas. Pocos saben que en su juventud fue el bajo (pero además el orfebre de las violas y amplificadores) de la mítica banda de rock nacional Los Incas Modernos, una de las primeras agrupaciones nacionales que desde el saque, desde el mismo nombre de la banda, se adelantó a su época. Los Incas Modernos se gestaron en el Callao y en 1963 sacaron un primer LP espectacular en donde fusionaron rock con ritmos folclóricos (escuchar la excelente versión de Carnavalito o Umahuaqueña de Los Incas) con un atrevimiento inusitado para la época, cuando todo eran covers y rock anglosajón o norteamericano, lo que demuestra que ya por aquellos lejanos años existía en los jóvenes de extracción popular esa apuesta por reflejar en su música el mestizaje y la riqueza cultural del país. Esta nota iba a tratar sobre todo de la fusión pionera que hicieron Los Incas modernos de los ritmos andinos, afros y rocanroleros. Fusión pionera como la que también forjó El Polen y siguen haciendo ahora Del Pueblo del Barrio, La Sarita y Alborada, quienes han integrado el runa simi y las melodías y danzas prehispánicas con instrumentos propios del rock, algo que de seguro también le apesta al jumento que funge de periodista. Quedará para una próxima ocasión. ¿Algún día escucharemos versiones rock de canciones inmortales como Oración del labriego, El Plebeyo o El espejo de mi vida? Qué lejana parece ahora la palabra de Vallejo cuando dijo “todo arte o voz genial viene del pueblo/y va hacia él/de frente o transmitido/por incesantes briznas…”, ahora que la globoidiotización coloniza los cerebros de una juventud súbdita, alienada y con progeria. Comprendo por qué el maestro Wu tiene opiniones tan audaces e irónicas respecto al mundillo de los fierros en el Perú post-Fujimori y por qué permanece en pie su apuesta romántica por el VW escarabajo: Héctor Wu además de mecánico es artista.

Rafael Innocente


PD: Pronto entrevista con Héctor Wu, bajista de Los Incas Modernos en
http://www.onlysixties.com/, de Arturo Vigil.

Arriba en la foto: Miguel Ángel Chávez y Rafael Innocente --con sus respectivos volkswagens-- a 4818 msnm, Ticlio.

sábado, 23 de mayo de 2009

PRESENTACIÓN DE "CUENTOS DEL NORTE, HISTORIAS DEL SUR" DE HEMIL GARCÍA LINARES


Nota de prensa:

"Cuentos del norte, historias del sur", se presentará este martes 26 de mayo a las 6:00 pm en el Centro Cultural de España. Los comentarios estarán a cargo de los escritores Oswaldo Reynoso, Rodolfo Ybarra, Gabriel Rimachi Sialer (Ed.), y contará con la presencia del autor.
El ingreso es libre.
Vino de honor.
Agradecemos el apoyo de su difusión,
Editorial Casatomada www.rcasatomada.blogspot.com
Teléfonos: 433 – 1352 / 99195 – 1159

viernes, 22 de mayo de 2009

ENTREVISTA A OLIVER ROLIN POR ALFREDO VANINI



Alfredo Vanini, gran difusor cultural y agudo polemista, me envía esta interesante entrevista hecha al escritor francés Oliver Rolin, autor de "El Cazador de Leones" ("Le Chasseur de Lions") cuyas principales acciones suceden en el Perú del siglo XIX. La entrevista fue hecha en francia en la casa de Rolin en la Rue de lOdeon. Más información en:

jueves, 21 de mayo de 2009

SIGNORI NON HO VOGLIA DI GIANCARLO GIULIANATI



Signore,
oggi non ho voglia
di lavorare

Oggi preferisco
restarmene tranquilo
a guardare il verde
delle colline,
il giallo dorato
della campagna,
l’azzurro del cielo,
il volo
delle rondini,
e nuvole e profili
di monti
all’orizzonte.

Oggi preferisco restare
Con me stesso
A pensare
A tante cose mie,
Quelle che accado no
Tutti i giorni.

Oggi considero vivere,
Signore,
Secondo fantasia,
Recordando amicizie,
Dimenticando tristezze,
E sorridere
Alla natura.
Oggi,
Un giorno di sole
E vento soave,
Desidero sentirme libero,
Signore,
Come le rondín,
Come le farafalle,
Come le nuvole
Che percorrono
Il mio bel cielo.
Oggi, Signore,
Voglio pensare
Solamente all’amore.

Poesie scritte con un sentimento intenso, che si rapprende quotidianamente, coinvolgendo tutti gli aspetti dell’uomo. Il libro che ha poesie di intenso risvolto affettivo, parla di fabbriche, di musica, di disperazione, di amore.

Il libro é una especie di diario dell’ animo. Uomo e poeta, cantore e opreatore di ogni evento, l’ autore sazonarse senza falsi pudori al lettore e sa accativarsene la simpatia. I
Ricordi diventano spesso evocazione di un sentire appasionato, dove sogno e verita confluiscono.
In una poesia: “Nostalgia”, dirá “addio/ nobile uccello/ de la pupila/ che sfidava il sole, / adddio, / fedeli amici di cordata!/ Il monte, Il nostro mondo/ stan morendor ed anche noi/ sismo fin/ de la giornata”.
In certe poesie vi é una certa tristezza “de la muerte vicina” comoe dice l’autore, un amorte che non puo che accettare per una nuova vita e una nuova speranza. L’ alveare umano a cui accenna é forse ancora posibilita di amore. Sta a noi realizarlo.

lunes, 18 de mayo de 2009

FALLECIÓ MARIO BENEDETTI

Mario Benedetti dejó de existir a los 88 años. Una frase del maestro queda en el aire: "La vida es una máquina para la cual no hay respuestas ni repuestos" (Felix qui potuit rerum cognocore causas) : Aquí los cables y noticias.





Aquí un vídeo del funeral:
http://www.montevideo.com.uy/notvideosflash_83259_1.htm

EFE
BOGOTÁ

El escritor uruguayo Mario Benedetti, fallecido este domingo a los 88 años, fue recordado hoy no sólo por sus virtudes literarias, sino sobre todo por las humanas, como el hombre bueno, sencillo, consecuente y alegre que fue.
"Como diría Antonio Machado, un hombre en el mejor sentido de la palabra, un hombre bueno", dijo hoy a Efe Joan Manuel Serrat, quien se declara "amigo" de Mario Benedetti. Serrat, que puso música a poemas de Benedetti en el disco "El sur también existe" (1985), destacó desde España el inmenso legado que ha dejado el escritor de Paso de los Toros a toda América Latina: "ideales de libertad, justicia y solidaridad".
El escritor chileno Luis Sepúlveda manifestó también su pena y anunció que se tomará un whisky a la manera en que le gustaba tomarlo al "queridísimo" autor de "La tregua" como homenaje. "Me levanté de mala gana. Sólo me apetece emborracharme, pedir un whisky y decirle al camarero que me ponga el más humilde que tenga con una rodaja de limón", dijo hoy a Efe.
Durante la presentación del Salón Internacional del Libro Iberoamericano de Gijón, Sepúlveda dijo que esta edición del certamen será un "gran homenaje" al hombre que afirmó que hay que de "defender la alegría como una barricada". De Benedetti también habló hoy el poeta español y premio Cervantes Antonio Gamoneda, quien dijo sentirse "muy entristecido" por su muerte y lo definió como un hombre "humanamente muy necesario en el terreno del pensamiento social y en el de la honradez".
«Era un carácter humano extraordinario», enfatizó Saramago, quien destacó que «Benedetti no guardaba rencor a nadie» y siempre vivió «en positivo»
Profundo pesarDe los primeros en reaccionar a la muerte de Benedetti fueron el escritor y poeta colombiano radicado en México Álvaro Mutis, y el escritor portugués José Saramago, premio Nobel de 1998. "Latinoamérica pierde a un escritor continental, un escritor cuya obra refleja el sentir de todos los países de la región", dijo Mutis a Efe este domingo poco después de conocerse la triste noticia. "Era un carácter humano extraordinario", enfatizó Saramago, quien destacó que "Benedetti no guardaba rencor a nadie" y siempre vivió "en positivo".
El escritor cubano Miguel Barnet se manifestó "muy dolido" por la muerte de Benedetti, de quien dijo que alcanzó lo que más anhela un escritor, "ser popular", con sus poemas "para enamorar y para la lectura íntima". En Uruguay, las reacciones por su muerte han sido numerosas y extremadamente elogiosas para alguien que consideraba que no había sido profeta en su tierra. Para la escritora uruguaya Mercedes Vigil, el fallecimiento de Benedetti supone la pérdida de "una pluma reveladora y valiente" y deja "un vacío irrecuperable".
Hortensia Campanella, autora de la biografía "Mario Benedetti. Un mito discretísimo", opinó que en este momento de tristeza hay que sentirse "contentos de que la obra de Benedetti llegó a su plenitud hace ya algún tiempo" y de que "tanta gente en el mundo puede admirarla y sentirse acompañada por sus versos y por sus palabras". "Sin duda hoy es un día muy triste para los uruguayos, pero tenemos que destacar la intensidad con que vivió Mario y la obra que nos deja", señaló la ministra de Educación y Cultura de Uruguay, María Simón.
La Casa de las Américas en La Habana rendirá mañana tributo a Benedetti, en la sala Che Guevara, "con una sesión especial de escritores, intelectuales en general y amigos", dijo hoy la embajadora cubana en Uruguay, Mariaelena Ruiz Capote. En la otra orilla del río de la Plata, la muerte de Benedetti también causó hondo pesar. El secretario argentino de Cultura, José Nun, definió a Benedetti como "un gran escritor, multifacético y un defensor inclaudicable de los derechos humanos y de las causas nobles".
Leer un poema de Mario Benedetti "es entrar en el mundo de uno mismo", dijo hoy el actor argentino Héctor Alterio al destacar la "sencillez y la originalidad" del autor uruguayo fallecido este domingo en Montevideo. El chino Bai Feng Sen, traductor de la obra de Mario Benedetti, afirmó: él "me enseñó a comprender entre líneas los sentimientos de los intelectuales, sus dudas y las dificultades sociales que afrontan".

x
Chau número tres
Te dejo con tu vida
tu trabajo
tu gente
con tus puestas de sol
y tus amaneceres.

Sembrando tu confianza
te dejo junto al mundo
derrotando imposibles
segura sin seguro.

Te dejo frente al mar
descifrándote sola
sin mi pregunta a ciegas
sin mi respuesta rota.

Te dejo sin mis dudas
pobres y malheridas
sin mis inmadureces
sin mi veteranía.

Pero tampoco creas
a pie juntillas todo
no creas nunca creas
este falso abandono.

Estaré donde menos
lo esperes
por ejemplo
en un árbol añoso
de oscuros cabeceos.

Estaré en un lejano
horizonte sin horas
en la huella del tacto
en tu sombra y mi sombra.

Estaré repartido
en cuatro o cinco pibes
de esos que vos mirás
y enseguida te siguen.

Y ojalá pueda estar
de tu sueño en la red
esperando tus ojos
y mirándote.

Corazón coraza
Porque te tengo y no
porque te pienso
porque la noche está de ojos abiertos
porque la noche pasa y digo amor
porque has venido a recoger tu imagen
y eres mejor que todas tus imágenes
porque eres linda desde el pie hasta el alma
porque eres buena desde el alma a mí
porque te escondes dulce en el orgullo
pequeña y dulce
corazón coraza

porque eres mía
porque no eres mía
porque te miro y muero
y peor que muero
si no te miro amor
si no te miro

porque tú siempre existes dondequiera
pero existes mejor donde te quiero
porque tu boca es sangre
y tienes frío
tengo que amarte amor
tengo que amarte
aunque esta herida duela como dos
aunque te busque y no te encuentre
y aunque
la noche pase y yo te tenga
y no.

Estados de ánimo
A veces me siento
como un águila en el aire.
-Pablo Milanés

Unas veces me siento
como pobre colina
y otras como montaña
de cumbres repetidas.

Unas veces me siento
como un acantilado
y en otras como un cielo
azul pero lejano.

A veces uno es
manantial entre rocas
y otras veces un árbol
con las últimas hojas.
Pero hoy me siento apenas
como laguna insomne
con un embarcadero
ya sin embarcaciones
una laguna verde
inmóvil y paciente
conforme con sus algas
sus musgos y sus peces,
sereno en mi confianza
confiando en que una tarde
te acerques y te mires,
te mires al mirarme.

Hagamos un trato
Cuando sientas tu herida sangrar
cuando sientas tu voz sollozar
cuenta conmigo.

(de una canción de Carlos Puebla)

Compañera,
usted sabe
que puede contar conmigo,
no hasta dos ni hasta diez
sino contar conmigo.

Si algunas veces
advierte
que la miro a los ojos,
y una veta de amor
reconoce en los míos,
no alerte sus fusiles
ni piense que deliro;
a pesar de la veta,
o tal vez porque existe,
usted puede contar
conmigo.

Si otras veces
me encuentra
huraño sin motivo,
no piense que es flojera
igual puede contar conmigo.

Pero hagamos un trato:
yo quisiera contar con usted,
es tan lindo
saber que usted existe,
uno se siente vivo;
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos,
aunque sea hasta cinco.

No ya para que acuda
presurosa en mi auxilio,
sino para saber
a ciencia cierta
que usted sabe que puede
contar conmigo.

Lovers go home!
Ahora que empecé el día
volviendo a tu mirada,
y me encontraste bien
y te encontré más linda.

Ahora que por fin
está bastante claro
dónde estás y dónde estoy.

Sé por primera vez
que tendré fuerzas
para construir contigo
una amistad tan piola,
que del vecino
territorio del amor,
ese desesperado,
empezarán a mirarnos
con envidia,
y acabarán organizando
excursiones
para venir a preguntarnos
cómo hicimos.

Pasatiempo
Cuando éramos niños
los viejos tenían como treinta
un charco era un océano
la muerte lisa y llana
no existía.

Luego cuando muchachos
los viejos eran gente de cuarenta
un estanque un océano
la muerte solamente
una palabra.

Ya cuando nos casamos
los ancianos estaban en cincuenta
un lago era un océano
la muerte era la muerte
de los otros.

Ahora veteranos
ya le dimos alcance a la verdad
el océano es por fin el océano
pero la muerte empieza a ser
la nuestra.

Rostro de vos
Tengo una soledad
tan concurrida
tan llena de nostalgias
y de rostros de vos
de adioses hace tiempo
y besos bienvenidos
de primeras de cambio
y de último vagón.

Tengo una soledad
tan concurrida
que puedo organizarla
como una procesión
por colores
tamaños
y promesas
por época
por tacto
y por sabor.

Sin temblor de más
me abrazo a tus ausencias
que asisten y me asisten
con mi rostro de vos.

Estoy lleno de sombras
de noches y deseos
de risas y de alguna
maldición.

Mis huéspedes concurren
concurren como sueños
con sus rencores nuevos
su falta de candor
yo les pongo una escoba
tras la puerta
porque quiero estar solo
con mi rostro de vos.

Pero el rostro de vos
mira a otra parte
con sus ojos de amor
que ya no aman
como víveres
que buscan su hambre
miran y miran
y apagan mi jornada.

Las paredes se van
queda la noche
las nostalgias se van
no queda nada.

Ya mi rostro de vos
cierra los ojos
y es una soledad
tan desolada.

Si Dios fuera una mujer
¿y si Dios fuera una mujer?
-Juan Gelman

¿Y si Dios fuera mujer?
pregunta Juan sin inmutarse,
vaya, vaya si Dios fuera mujer
es posible que agnósticos y ateos
no dijéramos no con la cabeza
y dijéramos sí con las entrañas.

Tal vez nos acercáramos a su divina desnudez
para besar sus pies no de bronce,
su pubis no de piedra,
sus pechos no de mármol,
sus labios no de yeso.

Si Dios fuera mujer la abrazaríamos
para arrancarla de su lontananza
y no habría que jurar
hasta que la muerte nos separe
ya que sería inmortal por antonomasia
y en vez de transmitirnos SIDA o pánico
nos contagiaría su inmortalidad.

Si Dios fuera mujer no se instalaría
lejana en el reino de los cielos,
sino que nos aguardaría en el zaguán del infierno,
con sus brazos no cerrados,
su rosa no de plástico
y su amor no de ángeles.

Ay Dios mío, Dios mío
si hasta siempre y desde siempre
fueras una mujer
qué lindo escándalo sería,
qué venturosa, espléndida, imposible,
prodigiosa blasfemia.

Síndrome
Todavía tengo casi todos mis dientes
casi todos mis cabellos y poquísimas canas
puedo hacer y deshacer el amor
trepar una escalera de dos en dos
y correr cuarenta metros detrás del ómnibus
o sea que no debería sentirme viejo
pero el grave problema es que antes
no me fijaba en estos detalles.

Táctica y estrategia
Mi táctica es
mirarte
aprender como sos
quererte como sos.

Mi táctica es
hablarte
y escucharte
construir con palabras
un puente indestructible.

Mi táctica es
quedarme en tu recuerdo
no sé cómo ni sé
con qué pretexto
pero quedarme en vos.

Mi táctica es
ser franco
y saber que sos franca
y que no nos vendamos
simulacros
para que entre los dos

no haya telón
ni abismos.

Mi estrategia es
en cambio
más profunda y más
simple.

Mi estrategia es
que un día cualquiera
no sé cómo ni sé
con qué pretexto
por fin me necesites.

Te quiero
Tus manos son mi caricia,
mis acordes cotidianos;
te quiero porque tus manos
trabajan por la justicia.

Si te quiero es porque sos
mi amor, mi cómplice, y todo.
Y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos.

Tus ojos son mi conjuro
contra la mala jornada;
te quiero por tu mirada
que mira y siembra futuro.

Tu boca que es tuya y mía,
Tu boca no se equivoca;
te quiero por que tu boca
sabe gritar rebeldía.

Si te quiero es porque sos
mi amor mi cómplice y todo.
Y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos.

Y por tu rostro sincero.
Y tu paso vagabundo.
Y tu llanto por el mundo.
Porque sos pueblo te quiero.

Y porque amor no es aurora,
ni cándida moraleja,
y porque somos pareja
que sabe que no está sola.

Te quiero en mi paraíso;
es decir, que en mi país
la gente vive feliz
aunque no tenga permiso.

Si te quiero es por que sos
mi amor, mi cómplice y todo.
Y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos.

Una mujer desnuda y en lo oscuro
Una mujer desnuda y en lo oscuro
tiene una claridad que nos alumbra
de modo que si ocurre un desconsuelo
un apagón o una noche sin luna
es conveniente y hasta imprescindible
tener a mano una mujer desnuda.

Una mujer desnuda y en lo oscuro
genera un resplandor que da confianza
entonces dominguea el almanaque
vibran en su rincón las telarañas
y los ojos felices y felinos
miran y de mirar nunca se cansan.

Una mujer desnuda y en lo oscuro
es una vocación para las manos
para los labios es casi un destino
y para el corazón un despilfarro
una mujer desnuda es un enigma
y siempre es una fiesta descifrarlo.

Una mujer desnuda y en lo oscuro
genera una luz propia y nos enciende
el cielo raso se convierte en cielo
y es una gloria no ser inocente
una mujer querida o vislumbrada
desbarata por una vez la muerte.

Ustedes y nosotros
Ustedes cuando aman
exigen bienestar
una cama de cedro
y un colchón especial,
nosotros cuando amamos
es fácil de arreglar
con sábanas qué bueno
sin sábanas da igual.

Ustedes cuando aman
calculan interés
y cuando se desaman
calculan otra vez,
nosotros cuando amamos
es como renacer
y si nos desamamos
no la pasamos bien.

Ustedes cuando aman
son de otra magnitud
hay fotos chismes prensa
y el amor es un boom,
nosotros cuando amamos
es un amor común
tan simple y tan sabroso
como tener salud.

Ustedes cuando aman
consultan el reloj
porque el tiempo que pierden
vale medio millón,
nosotros cuando amamos
sin prisa y con fervor
gozamos y nos sale
barata la función.
Ustedes cuando aman
al analista van
él es quien dictamina
si lo hacen bien o mal,
nosotros cuando amamos
sin tanta cortedad
el subconsciente piola
se pone a disfrutar.
Ustedes cuando aman
exigen bienestar
una cama de cedro
y un colchón especial,
nosotros cuando amamos
es fácil de arreglar
con sábanas qué bueno
sin sábanas da igual.

Viceversa
Tengo miedo de verte
necesidad de verte
esperanza de verte
desazones de verte.
Tengo ganas de hallarte
preocupación de hallarte
certidumbre de hallarte
pobres dudas de hallarte.
Tengo urgencia de oírte
alegría de oírte
buena suerte de oírte
y temores de oírte.
o sea,
resumiendo
estoy jodido
y radiante
quizá más lo primero
que lo segundo
y también
viceversa.

sábado, 16 de mayo de 2009

LÍDER AMAZÓNICO, ALBERTO PIZANGO, HACE LLAMADO A INSURGENCIA POPULAR



El maltrato y el olvido de los pueblos indígenas y amazónicos no tenía otra forma de expresar su rechazo e indignación contra el gobierno central y su política entreguista y vendepatria, contra los sachaempresauros cromagnones arquetipos de animales carroñeros y una zoociedad (envilecida e idiotizada por la mass media y una infraeducación patética y alienada) que los margina y los ve como despensa o como depositarios de recursos hidrobiológicos que en la práctica no les pertenece.

Alberto Pizango, líder de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana, anunció su declaratoria de insurgencia popular; y hace un llamado a respetar y hacer valer las "leyes ancestrales" desconociendo con esto la constitución política burguesa que rige los destinos de este corral de chanchos llamado Perú (por si se han olvidado, es la misma constitución que mandó a elaborar el cínico criminal Alberto Fujimori y sus hampones burocráticos a sueldo fijo); asimismo, Pizango y el comité de lucha, considerara una agresión externa a cualquier fuerza (armada o policial) que pretenda ingresar en la selva.

El gobierno central ya dispuso el envío de esbirros --léase mercenarios policiales y cachacos domesticados-- para restablecer "el orden", la paz de los cementerios, la productividad a costa de los olvidados, el país formal de las postales que quiere engañarnos con un "crecimiento" económico que, de seguro, figura en alguna cuenta en los bancos del Gran Caiman; y para lo cual harán uso --como lo dijo algún politicastro parafraseando a un conocido genocida-- de las "armas de la democracia" y de las leyes que como siempre benefician y protegen a la plutocracia, a los grandes inversores, los saqueadores y opresores que han hecho del látigo y la pistola las únicas leyes que se tienen que respetar.

No está demás decir que este blog se solidariza con los pueblos Aguarunas, Shipibos, Conibos, Amahuacas, Matsigenkas, Anás, Shijes, etc., cuya integridad física, en estos momentos, se encuentra en peligro.

Aquí la nota de prensa enviada a mi correo el día de hoy (abajo: el afiche del plantón para este martes 19 a las 7 pm. frente al Ministerio de Defensa, cuadra 2 de la av. Arequipa-Lima) :

Derogatoria o muerte es el lema con el que los pueblos indígenas que integran la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep) anunciaron su declaratoria de insurgencia. El presidente de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep), Alberto Pizango, anunció el inicio de "la insurgencia amazónica" en rechazo al gobierno del presidente Alan García Pérez y a la "poca voluntad demostrada" para derogar el paquete de 9 decretos legislativos que las organizaciones indígenas y una comisión multipartidaria del Congreso consideran que vulneran los derechos de los pueblos originarios. Pizango, en declaraciones a Noticias CNR, basó esta declaratoria en el derecho de insurgencia, recogido en el artículo 46 de la Constitución y que establece que " la población civil tiene derecho a la insurgencia en defensa del orden constitucional". Esta declaración de insurgencia coincide con el anuncio del ministro de Medio Ambiente de la instalación de una mesa de diálogo con Aidesep.Al respecto, Alberto Pizango señaló a la CNR que a pesar de la instalación de la mesa de diálogo, no van a continuar las negociaciones con el gobierno hasta que el Congreso derogue los decretos. En conferencia de prensa, el dirigente señaló que los pobladores no acatarán el estado de emergencia decretado por el Ejecutivo en distritos amazónicos de los departamentos de Amazonas, Cusco, Loreto y Ucayali. Pizango remarcó que el gobierno debe derogar los nueve decretos legislativos que la Amazonía considera atentatorios contra sus derechos porque para promulgarlos no se les consultó. Advirtió, por ello, que “el gobierno debe derogar los decretos legislativos y luego conformar una mesa de diálogo”.“Nosotros no estamos en contra del desarrollo como se nos acusa. Nosotros queremos el desarrollo, pero desde nuestra propia perspectiva (...) ¿De qué nos sirve tener luz, agua, teléfonos satelitales, si vemos a nuestras comunidades destruidas e inundadas por las plagas sociales?”, exclamó.Las 1200 comunidades pertenecientes a Aidesep mantienen un paro desde hace 36 días en demanda del cumplimiento del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la derogatoria del paquete de decretos aprobados en el marco del TLC con EE.UU.

jueves, 14 de mayo de 2009

PRIMICIA: DEMANDAN A ALAN GARCÍA Y A YEHUDE SIMON


El periodista Josué Méndez me envía el siguiente Habeas Corpus contra Alan García y Jehude Simon Munaro en razón de los últimos sucesos acontecidos en la selva (no nos olvidemos que el Habeas Corpus no sólo garantiza la libertad del ciudadano, sino que también vela por los derechos fundamentales que se desprenden de la vida y la libertad frente a cualquier acción dolosa que pueda vulnerar estos derechos fundamentales). La demanda fue presentada por el legendario partido Focep que lidera, pese a todo, Genaro Ledesma Izquieta:



FUE PRESENTADO HOY ANTE 41 JUZGADO PENAL DE LIMA, Expediente Nro. 20145-2009

Demanda del Proceso Constitucional sobre Habeas Corpus contra el Presidente de la República y Jefe de las Fuerzas Militares y Policiales Alan García y contra el Presidente de su Gabinete Ministerial Yehude Simon Munaro a favor de los pobladores nativos de la amazonía peruana amenazados de exterminio por acción de la Fuerza Armada.



AL JUZGADO PENAL DE LIMA:



Representados por los dirigentes que al pie suscriben, señalando domicilio real y procesal en Jr. Camana Nº 615 Ofic. 702, Cercado de Lima, atentamente dice:


El FRENTE OBRERO, CAMPESINO, ESTUDIANTIL Y POPULAR (FOCEP), de 46 años de existencia legal en nuestro país, fiel a sus objetivos de defender los derechos humanos y especificamente los derechos de la población campesina y de las comunidades nativas, interponemos la presente Demanda Constitucional de Habeas Corpus contra el Presidente del Perú Alan García Pérez, Jefe de las Fuerzas Armadas y Policiales y contra el Presidente de su Gabinete Ministerial Yehude Simon Munaro por cuanto ambos emplazados están perpetrando hechos que como autoridades vulneran y amenazan la libertad individual de miles de pobladores de las comunidades nativas de la Amazonía peruana y sus derechos constitucionales conexos, según definición que nos da la Constitución Política del Perú en su Art. 200º inciso 1), por lo que, en el tiempo más breve exígimos que el fuero constitucional haga prevalecer las garantías constitucionales de aquellos miles de ciudadanos peruanos de la selva peruana expuestos a perder su vida, de sus familias y del territorio que ocupan.

FUNDAMENTOS DEL PETITORIO

1. Tal como viene informando la prensa nacional e internacional los pobladores nativos de la amazonía, se encuentran desde hace 32 días en pie de lucha, la población amazónica se ha levantado en huelga general indefinida reclamando que los demandados cumplan con los acuerdos del Acta que firmó el Presidente del Consejo de Ministros con los líderes nativos el día 20.04.2009 que ha resultado simplemente una burla a los nativos de la amazonía que, como ellos mismos califican ha resultado “una mesida del gobierno” para engañarlos, aprovechando de su poca cultura política y su humildad social y por tener creencia en las autoridades demandadas.
2. En aquella Acta del 20.04.2009 quedó establecida la obligación de los demandados de la inmediata derogatoria de los Decretos Legislativos Nº 1020, 1064, 1080, 1081, 1089 y 1090 expedidos por los demandados y, finalmente la derogatoria de la Ley N º 9933 sobre Recursos Hidrícos en menoscabo de los nativos.
3. En respuesta a la reclamación pacífica de nuestros hermanos nativos de la selva los demandados han expedido el Decreto Supremo Nº 027 declarando en ESTADO DE EMERGENCIA la problemática de sus reclamaciones, con miras intimidatorias y borrando todo sus derechos constitucionales, siendo una dramática profecía que ha lanzado el Presidente del Gabinete Yehude Simon Munaro, que se lee en la página 3 del diario “ La República ” del dia de ayer dirigida a los pobladores nativos: “Si el Gobierno quisiera podría aplastar la protesta indígena, pero no lo hace”, denotando su amenaza que en algún momento las Fuerzas Armadas que no pudieron contener al ejército invasor de Chile en la Guerra de 1879, sí podrían hacerlo contra 600 mil pobladores nativos que son gente muy humildes de nuestra amazonía. Las amenazas del demandado Yehude Simon Munaro de aplastar a los nativos es rechazada por la Constitución Política de Perú en su Art. 200º inciso 1).
4. El diario “ La República ” del día de hoy destaca las expresiones del líder de los nativos señor Alberto Pizango quien manifiesta que “El estado de emergencia es una abierta declaración de guerra”. “Estamos ante un gobierno que no dialoga y que es responsable de lo que pase en la protesta”. “Aquí el gobierno nos mece sin ninguna verguenza y no queremos más mecidas”. La declaración del líder nativo se queja que los demandados se burlen de ellos y que al momento los demandados han producido un desalojo violento en la selva produciendo 7 detenidos, 10 heridos de bala y 3 desaparecidos que posiblemente se les ha quitado la vida, tales damnificados pertenecen a la comunidad nativa “Awagun”, “que son guerreros por excelencia” y que si los demandados están les han declarado la guerra ellos irán hasta el final”. Tales declaraciones demuestran la ira de los marginados ante el incumplimiento de las obligaciones políticas de los demandados Alan García Pérez y Yehude Simon Munaro.
5. El líder de los nativos Alberto Pizango declara condolidos sentimiento “Estamos siendo agredidos y nadie se pronuncia”. Tal situación nos impulsa a éste Partido de la Izquierda Peruana Frente Obrero, Campesino, Estudiantil y Popular FOCEP a instaurar el presente Proceso Constitucional de Habeas Corpus para que se protega la libertad, la vida y derechos conexos de nuestros compatriotas y a tono con lo que manda el Código Procesal Constitucional en su Art. 28º: “La demanda de Habeas Corpus se interpone ante cualquier Juez Penal sin observar turnos, conforme al Art. 28º y conforme al Art. 30º podrá constituirse en el lugar de los hechos y verificada la detención indebida ordenará allí mismo la libertad del agraviado”. Además que cualquier persona puede interponer la demanda de Habeas Coprus desde cualquier lugar en que se encuentre.
6. Estando a que, el Proceso Constitucional de Amparo procede no solamente contra la vulneración de la libertad individual sino a favor de los demás derechos constitucionales conexos que les correspondan a la persona, tales como la vida, la salud, el respeto a la persona humana, la no violación del domicilio y de la familia que allí more. Estos derechos conexos resultan lamentablemente inexistentes por obra de los demandados al haber expedido el Decreto Supremo Nº 027 con fecha de ayer, dando lugar a la amarga queja de los pobladores nativos que los demandados los desprecian y que si hasta pudieran exterminarlos, lo harían para vender sus tierras a poderosos capitalistas extranjeros, tal cual es, el objetivo de los demandados.

Pedimos que el señor Juez de la causa notifiqué sobre este Proceso Constitucional de Amparo a los demandados y luego se constituya a los lugares de la amazonía peruanas a poner en libertad a los detenidos por causa del mencionado Decreto Supremo Nº 027.


FUNDAMENTACIÓN JURÍDICA DE LA DEMANDA

1. Son fundamentos jurídicos de la presente demanda los preceptos de la Constitución Política del Perú en su Art. 200º inciso 1), los preceptos del Código Procesal Constitucional estableciendo que son fines esenciales de los procesos constitucionales garantizar la prímacia de la Constitución (Art. II del Título Preliminar) y la vigencia efectiva de los derechos constitucionales así mismo el ordenamiento posesional del código ordena que las resoluciones vayan de conformidad “con la Declaración Universal de los Derechos Humanos (Art. V del Título Preliminar) , los tratados sobre derechos humanos así como de las decisiones adoptadas por tribunales internacionales, todos los cuales declaran que la vida es el derecho fundamental del ser humano, que el Estado debe respetar esa vida y hacer que toda la colectividad la respete”.
2. Art. 30º del Código Procesal Constitucional, tratándose de formas de detención arbitrarias tal como lo proponen los demandados para intimidar a nuestra población nativa, el Juez de la causa está obligado a “constituirse en el lugar de los derechos y verificada la detención indebida ordenará en el mismo lugar la libertad del agraviado”.
3. Habiendo el Tribunal Constitucional en uso de sus supremas facultades variado las causales de improcedencia del Habeas Corpus en el Expediente Nº 06218-2007 de fecha 17.01.2008, esta demanda se sujeta plenamente a lo que manda dicha ejecutoria empezando por hacer suyos los derechos declarados por el Proceso de Habeas Corpus que aparece en su Numeral 2 de la parte expositiva que nos permitimos adjuntar en copia fotostática tomada de la página web del Tribunal Constitucional a fin de no hacer tan extensa esta exposición que coincide con los fundamentos del Tribunal Constitucional
4. Así mismo damos cumplimiento a los tres nuevos requisitos que pasamos a explicar: “En primer lugar –dice la ejecutoria- el Juez Constitucional debe identificar el derecho o derechos que expresan podían ser afectados por los actos arbitrarios de las autoridades”. Esta parte demandante cumple con identificar el derecho o derechos atropellados en las colectividades nativas de nuestra selva por medidas que atentan contra la libertad individual, contra la integridad personal de cada uno de los pobladores, el derecho a no ser sometido a tratos inhumanos o humillantes ni violentándoles para obtener declaraciones, el derecho a no ser obligados a reconocer culpabilidad contra sí mismo, contra su cónyuge o sus parientes dentro del cuarto grado de consaguinidad o segundo de afinidad, el derecho a ser no privado de sus documentos de identidad nacional, el derecho a no ser incomunicado, el derecho a ser asistido por un abogado, normas que a su vez están establecidos el Art. 25º del Código Procesal Constitucional.
5. El Juez Constitucional debe indetificar la verdadera pretensión del demandante. En cuanto a este requisito el FOCEP como parte demandante reclama trato humano y constitucional para los pobladores nativos de nuestra selva, ya precisados en el numeral anterior; como Partido que surgió de la lucha los campesinos y obreros de Cerro de Pasco se solidariza con las poblaciones nativas de la selva para que los demandados les respeten su vida, su propiedad, su vivienda, su familia y no arrebaten por la fuerza sus tierras en las cuales habitan y por consiguiente se asocia a la reclamación de los nativos para que se derogen los Decretos Legislativos Nº 1020, 1064, 1080, 1081, 1089 y 1090 y se deroge la Ley N º 9933 sobre Recursos Hídricos que perjudica a los nativos. Estos derechos enunciados son derechos conexos al derecho de Habeas Corpus que se tendrá en cuenta para la admisibilidad de la demanda.
6. En cuanto al tercer requisito que señala que el Juez Constitucional deberá analizar que los derechos conexos están protegidos por los derechos fundamentales consagrados en la Constitución y que son objeto de tutela del Proceso de Habeas Corpus.


MEDIOS PROBATORIOS

1. Adjunto como medio probatorio el ejemplar del diario la “ La República ” correspondienet a la ecición de ayer martes 12 de mayo del 2009 donde aparece una amplia información sobre la protesta de las comunidades nativas y las declaraciones de su líder Alberto Pizango lo que se tendrá en cuenta.

2. Nuevas Informaciones drámaticas de la violación de derechos humanos de los pobladores amazónicos uno de los cuales fue asesinado por la Policía en el Puente de Corrral “Quemado” y existen más de 30 heridos que no han sido recpecionados en los hospitales del Estado.

3. El texto de las Nuevas Causales de Improcedencia de Habeas Corpus según senetcnia del Tribunal Constitucional recaída en el Expediente Nº 06218-2007 de fecha 17.01.2008 tomada del diario oficial “El Peruano” y que conforme a las cuales está adecuada la presente demanda.

4. Fotocopia de los derechos tutelados por el proceso de Habeas Corpus de la mencionada sentencia con los que estamos plenamente deacuerdo porque apoya la presente demanda y que por eso mismo hemos ofrecido en adjuntarlo en hoja aparte.


OTROSI.- El demandado Alan García Pérez en su calidad de Presidente del Perú y Jefe de las Fuerzas Armadas y Policiales será citado en su domicilio del Palacio de Gobierno, sito en la Plaza de Armas de Lima. El demandado Yehude Simon Munaro en su calidad de Presidente del Consejo de Ministros deberá ser notificado en el edificio donde funciona la PCM PRESIDENCIA DEL CONSEJO DE MINISTROS.
Lima, 12 de Mayo del 2009.
Los dirigentes que representan al FOCEP:


GENARO ALFONSO LEDESMA IZQUIETA
Presidente del Partido
DNI Nº 07239523



YUDY CATY CAMPOS LLONTOP
Secretaria General del Partido
DNI Nº 09361514



MARIO CESAR VILCATOMA PILLACA
Secretario de Economía Nacional
D.N.I. Nro. 10436066

miércoles, 13 de mayo de 2009

HOMENAJE A ONETTI Y PRESENTACIONES DE LIBROS EN LA CASA ESPAÑA DE LIMA


Jueves 14 (7:00 p.m.)
Conferencia La ficción como una realidad autónoma: asedios a la obra de Juan Carlos Onetti. A cargo de Pablo Rocca (Uruguay), Miguel Gutiérrez y Sonia Luz Carrillo (Perú). Modera: Juan Manuel Chávez (Perú).

Viernes 15 (7:00 p.m.)
Conferencia Un acercamiento testimonial a Juan Carlos Onetti. A cargo de Hortensia Campanella (Uruguay/España) y Mario Vargas Llosa (Perú). Modera: Javier Arévalo (Perú).

Martes 26 (6:00 p.m.)
Presentación del libro Cuentos del norte, historias del sur, de Hemil García Linares. Comentan: Oswaldo Reynoso, Rodolfo Ybarra, Gabriel Rimachi Sialer (Editorial Casatomada).

Miércoles 27 (7:30 p.m.)
Presentación del libro Don Quijote para empresarios (segunda edición), de Bernardo Ahlborn Alvarado. Editorial San Marcos.

lunes, 11 de mayo de 2009

SECCIÓN GUERRA Y LITERATURA

Luis Leoncio Flores Prado, ex preso político de conciencia, me envía unos cuentos referidos al conflicto y drama interno.
Antes quisiera anotar que el término “preso de conciencia” (o “prisionero de conciencia”) no es gratuito ni es una sutileza o eufemismo, es un término técnico que se le da a toda persona que, no habiendo usado ni propulsado la violencia, es detenida en razón de su situación económica, origen étnico, color, origen social etc. En todo caso considero que es lo más cercano si queremos definir la situación de un ciudadano que fue privado de su libertad de manera injusta y que truncó sus carreras universitarias tanto en la Universidad de La Cantuta como en la UNMSM. A ello habría que sumarle la crueldad carcelería en una época en que los jueces sin rostro eran la norma y la licencia para un sinnúmero de atropellos legales que enterraron en vida a muchos inocentes, muchos de los cuales aún no encuentran justicia.
Luis Leoncio Flores Prado fue liberado después de un año porque las aparentes “causales” no daban mérito a juicio. Nunca se le indemnizó ni hubo unas disculpas públicas de parte del Estado.
Para corroborar el envío le pedí que explicara brevemente su caso. Aquí el correo (para lo cual he pedido permiso. Abajo pueden leer sus textos):

Saludos Rodolfo:
Aquí el lick de mi autobiografia:

http://www.wamachuko.com/Lucio.htm

El poema Prevenciones para... , fue escrito en el penal el Milagro. Durante el periodo de 1° mayo del 1997 y el 1° de mayo del 1998. Donde estuve preso durante un año por una requisitoria por "Terrorismo", pues el cambio de "Jueces si Rostro" a la Sala Corporativa para casos de Terrorismo demoro casi un año, salí libre por No haber merito a Juicio, es decir la requisitoria me impidió seguir con mis estudios.
Ahora tengo un café en Huamachuco y estoy encargado del desarrollo del VIII Encuentro Nacional de Escritores "Manuel Jesús Baquerizo a realizarse en la ciudad de Huamachuco, del 20 al 31 de Ocvtubre del presente año.
Aquí la carátula del ultimo libro, Recien lo presentaremos en junio de este año junto a un grupo de 8 libros de escritores Huamachuquinos. El escaneo es bastante deficiente, ya te haré llegar un ejemplar.
saludos.


PREVENCIONES PARA JUGAR AJEDREZ


A Federico García Lorca

Érase un preso político.
Soñé que llegabas después de tanto tiempo. Escuchaba tu caminar por un largo pasadizo de celdas y el ajetreo de algún retraso imprevisto.
El policía delante de los barrotes, mirando la entrada del pabellón, me decía: «tienes visita». Y yo no podía ver, sólo sentir la sangre golpeando en la cabeza, en el pecho, y en la pared estampada a cuadraditos por el sol de la tarde.
Entonces apareciste, mirándome como siempre con timidez y vergüenza, pero con la alegría del rocío. Sacaste de tu bolsa un tablero de ajedrez. Las figuras estaban talladas con brusquedad en madera. Así empezamos, mirándonos a través de la neblina, con las siluetas heridas del caballo y el rey, de la reina y la torre. Ganabas. Siempre jaqueabas. Desde las almenas de la torre miraba tus ojos pardos y era ya prisionero tuyo.
Esta vez he ganado.
Volver a encontrarnos después de tantos años. Sentimos que ya no somos los mismos, somos otros que recién empiezan a conocerse. Al colocar de nuevo las piezas, rozan nuestras manos y hay un silencio muy parecido al que bullía esa noche donde nuestras sombras se mecían pálidas como los eucaliptos, pues la elegiste por la gran hostia nacarada relumbrando en el horizonte, atisbando por entre las nubes y las ramas. Era la época de sembrar la tierra, también la época del colegio, y el tiempo en que nos dejamos de ver, en el que todo se alejó: tu presencia, tu sonrisa… todo se desbarrancó, se volvió de repente doloroso, y hasta ahora ninguno supo nada del otro. Nadie te dijo acaso que Hernán anda huido, que a veces se sacude el polvo de los llanques porque tiene el color plomizo del nómada, o husmea las palmas callosas de sus manos, como buscando caminos en las nervaduras, comprobando lo ajenas que son; que mira las caras de las gentes buscando alguien conocido, cualquiera que le recuerde que sigue siendo él y no otro. Éste que ha tocado tu mano, y tus ojos nuevamente sofocaron mi fuego. Has atisbado sobre mi espalda y has sonreído. Repentinamente la vieja sensación de alguien mirándome a hurtadillas. Su rostro en mi rostro, como contando las patitas de una mariposa o los años que nos separan. Menuda, pestañeando, con tus mismos ojos de miel. Con una naranja grandota en las manos, ofreciéndomela. Y desde la bruma explicas: «¡tu hija!».
Comprendo que la partida la has ganado de nuevo como el rey dejó hace mucho tiempo de ser determinante para ganar, la dama descendió para hozar el trigo, las torres dejaron de ser inexpugnables, los caballos cayeron cribados tiñendo al pasto verde, relinchando al cielo tormentoso; los alfiles enfilaron la última diagonal hacia el patíbulo. Crujieron nuestras espaldas, y erguidos sobre la tierra, fraguamos nuestros corazones, arrancamos correosas amarras para encontrarnos aquí. Así, anónimo peón, encasillado, enfebrecido por el verano, recuerda el vientre palpitante donde sembraste la hija que esperas con las manos anonadadas.
A través de las rejas y el tragaluz, la luna se mece en la madrugada.
Estoy solo en mi celda.
No soy el único.



MI NOMBRE ES DE ROSAL, VERBENA AZUL Y MOSTAZA


Remoja una migaja de pan en la taza de té, luego la lleva a su boca y vuelve a introducirla en la vajilla humeante, para por fin depositarla en la carne blanda de sus encías. El viejo mira el televisor apagado mientras otra migaja, escurriéndose, tiembla en sus dedos.
—¡Agustín, estás chorreando el piso!
Como un niño que hubiera hecho una gran travesura, subiendo un poco los hombros después de pasar la migaja, gesticula estirando los labios, mostrándonos sus encías peladas, algo así como la risa de un bebé de ochenta años.
En la silleta cercana al viejo, agachado sobre la taza de té, el nieto mira el rostro de la abuela, ese algo contenido en él, esa gravedad del silencio.

«Es que ya no hay nada que decirse, o ya se ha dicho todo sin que ninguno oyera nada del otro. La abuela de todas maneras saldrá, y eso es lo que temo. No quiero pensarlo, pero me viene el pálpito de que algo malo le va a pasar si sale. Tengo ganas de decirle:
—Vaya otro día, abuela. La cera del enlozado está resbalosa.
Ella quizá se siente a mi lado, me acaricie, me interrogue con sus ojos insostenibles, haciéndome comprender con una mueca lo grave de mi conducta:
—Me voy a quedar, no te preocupes.
—No abuela, porque te vas ha morir si te quedas.
Entonces ella se incorporará asustada, mirará al abuelo y con un gesto violento le indicará mi estado. Él, con su tremenda chochera, quedará colgado de un vacío, ignorante».

—Sírvete hijito, yo voy a peinarme.
Arrastrando sus pies, la anciana sale del comedor. En el espejo del baño se peina, ovilla en su dedo las canas que ha sacado de la peineta, las tira al excusado, mueve la manija y se queda mirando como el estruendo y los remolinos hunden sus pelos. Abre el lavado, enjuaga sus dientes postizos y se los pone. Sale. En el comedor siguen tomando en silencio, Oscar y el abuelo, mastican lento, como si fuera obligación demorar. Hay tensión, algo añejo que hace tiempo rehuye y está presente como si fuera el vapor de las tazas. Suenan los cajones donde la abuela busca sus medias. Oscar se incorpora un poco y ve al viejo sorbiendo su té vaciado en su plato, los labios convulsionan al acercarse, ladea su cabeza y dice:
—Sírvete... sírvete Osquitar.
Y esas arrugas, las que ha varado el tiempo en su cara, se siguen descolgando, como lianas después de las tormentas.

«—¿Abuelito, va ha acompañar a la abuela? —le preguntaría, fuerte y cerca de su oreja, para que me oiga a través de la sordera. Me respondería con su voz de lánguido aleteo:
—Vayan nomá, vayan nomá...
—¿Y quién se va ha quedar en la casa, abuelo? ¿Usted? ¿Cree que nos va a poder oír cuando toquemos la puerta? ¿Quién va ha poder sentir los ladrones? ¿Y si después de unos cabeceos se despierta, no nos encuentra, y sale a la calle a preguntar por dónde andamos, perdiéndose usted mismo?
Haría tanto escándalo al decirle eso que asomaría la abuela, imprecando la bulla, preguntando tanto a mí como al abuelo… y él no comprendería nada, por eso, enojado, encerraríase en el baño, para volver a salir con otra cara, diciéndonos, justo cuando la abuela está por partir, que el agua está muy fría para que se bañe.
—Abuela, déjalo para otro día, ya está medio tarde.
—Nunca dejes nada para mañana —me contestaría prendiendo una vela al Señor. Rezaría un oscuro murmullo, dejando correr unas lágrimas que caerían igual a la cera, chorreándose».

La abuela retorna al comedor, acezando. Se sienta. Pone la mano bajo el cachete, y como diciendo para sí misma:
—No encuentro mis otros zapatos.
Tal que nadie la hubiera oído, siguen reconcentrados, jugando en los rincones de sus mundos, buscando la huella de sus pisadas, previniendo las siguientes como cuando esparcen la ceniza en la entrada y buscan en ella el rastro del ser que rasguña la puerta de su dormitorio en las noches donde la luna se revuelca sobre las nubes y se oye el crujir de tablas viejas por pasos descalzos. Para la anciana la rutina se ha roto, pero para ellos no, sigue siendo aplastante, tediosa, llena de voces interiores que tienen miedo salir al aire, sonar, arrastrarse por los oídos, se han vuelto tenues y tan frágiles que se quebrarían en sus gargantas antes de todo.
—Deben estar bien al fondo, debajo de mi cama —dice la abuela.
El nieto busca con los pies sus sandalias, mirando como el viejo amontona las tazas con diligencia, como si se dispusieran a esperar el advenimiento de algo sumamente importante.
—¡Gracias mamita! —el nieto.
—¡Gracias hijita! —dice el abuelo, y con su brazo extendido, como si estuviera barriendo el aire con sus dedos desmayados, vuelve a decir—: hay que prender el televisor.
Oscar se levanta solamente con una sandalia puesta. Prende la televisión.
—No le des mucho volumen —ordena la abuela.
Él obedece, vuelve a su asiento tratando de pasar desapercibido, se siente incomodo de pronto, mira las caras vacías de sus abuelos que esperan sin expresión que aparezcan las imágenes en la pantalla.
—Voy a buscar sus zapatos —dice.
Ahora sale con las sandalias puestas, arrastrándolas con desgana, oyendo la bulla que empieza a surgir del aparato.

«—Abuela, sus pies están hinchados, no vaya, los zapatos le van a doler, no podrá caminar. Además es peligroso andar sola en la noche.
—Dios me guía y me protege.
La vería deslizarse interminablemente hacia la puerta. No sentiría pena porque habría dejado de ser mi abuela, podría ser solamente una señora que me recogió del quicio de la puerta, diciéndome que mi padre y mi madre murieron, que yo tuve algo de culpa por lo de mi madre. Pero a veces pienso que ellos son mi padre y mi madre, solamente que yo no he nacido, que soy un invento, que estoy hecho de soledad, dolores y esperanzas, pues nadie se ha detenido en la calle para decirme: “tú eres Oscar Amoroto, vives con tus abuelos en el quinto piso y todas las noches, sin que nadie te vea, tocas la zampoña en medio del frescor de nuestros sueños. Yo te conozco, te he visto en aquella multitud que trajeron al cementerio y arrumaron a un pozo profundo, quedando sin nombre para siempre; ése que llevas ahora es el mismo que alguien guardó por mucho tiempo, hasta encanecerse, para volver a levantarte grano sobre grano desde el polvo del olvido”. Ni siquiera eso, ni siquiera me aclaran si soy el mismo que tienen en la sala, colgado frente al Corazón de Jesús: una fotografía amarillenta que en el reverso dice “Samuel Ruiz Anticona, 1942”. Puede que algo me sucedió y olvidé mi pasado, pero aquí lo siento, es como si alguien estuviese mirándome desde atrás, y al dar vuelta uno se asombra conocerse, verse en ese largo camino lleno de hojarasca que es el pasado. Quizá todos se pusieron de acuerdo para llamarme Oscar Amoroto y no Samuel Ruiz. Quizá sólo existo cuando dos viejos se ponen a pensar en su hijo muerto y me labran como hubiesen querido que sea él y no como ese cuerpo desarraigado, árbol donde el rayo dejó su estela cenicienta. No quieren que vuelva el oscuro látigo a surcar su tallado».

—Sus zapatos abuelita —dice Oscar, al entrar.
Los deja delante de sus pies. Ella se los pone. El abuelo se levanta rápidamente, se acerca al televisor, le da todo el volumen y retorna con ligereza a sentarse complacido.
—¡Estás loco hombre! ¿No oyes la bulla que hace? —grita la abuela.
Él se levanta enérgico, apaga el televisor y vuelve a su sitio. El silencio vuelve a extenderse como un mantel negro sobre la mesa de madera. La anciana introduce unas llaves en su bolso, lo cierra produciendo un chasquido, pero en seguida lo abre nuevamente para sacar un rosario. Haciendo su voz delgadita, tibia, algo monótona, empieza a rezar. Una cucaracha baja por la pared, vuela antes de llegar al zócalo, el nieto y el abuelo la siguen con la mirada hasta que se pierde entre los muebles.

«—No salga abuela, me da miedo perderla, no es que se me ocurra la idea, sino que ya le expliqué: está en el té, en el pan, flotando en este silencio como manto triste.
La abuela seguiría tercamente caminando, se escaparía de mis manos. Lo más seguro es que yo los haya inventado, alargando tanto la tristeza de la zampoña hasta escuchar el parco hablar de sus voces encerradas, y hayan crecido conforme al cric-cric de mis pasos, asomándose una noche insomne a mi vida. De tanto esperar que las palomas se me acerquen en el parque, resulté con un viejo a cada lado de la banca.
—Sé que es imprescindible, abuela, que salgas, pero ya he marcado en tu rostro el herraje galopante de la vida, y no quiero que te mueras porque podrías matar al abuelo también».

La anciana termina de orar, guarda el rosario y abre la puerta de la calle. La noche, delante de los ojos absortos del abuelo y del nieto, tiende su cabellera enredada bajo los pasos seniles y trémulos de la abuela.


URIAS



Un rey se halla preso en sus trenzas.
Cantar de los cantares



¡Abyssus abyssus invocat! El abismo llama al abismo. Mis palabras refugian bajo el paladar la muerte. El sólo pisar las baldosas del palacio estremece la piel. Los años han desteñido mis ropas al igual que los recuerdos jironeados por los lutos continuos. Divago para no herirme. Las noches reptan largas y silenciosas como víboras y las mañanas me sorprenden sentada sobre las mantas, mirando esas medialunas que emergen cada vez con más lentitud, blanquecinas, desde la raíz de las uñas. En silencio peinan mis cabellos las sirvientas, mientras oteo el horizonte polvoroso de Israel.
¿Qué poder para cambiar el devenir tenemos? ¡Ni nos damos cuenta siquiera! Es como estar en las riberas de la playa con los pies refrescándose, mientras la arena los sepulta como al descuido. Basta una mirada, un gesto, para determinar la muerte de un guerrero o de un príncipe, sin haberlo querido o deseado remotamente, como una casualidad.
Adonías (el arameo jadeante, hijo de Jaguit), postrado a mis sandalias, pedía sólo una cosa a su hermano, el nuevo rey, a éste que se ha cogido la barba negra, revuelta con una leve fragancia a sándalo; pedía sólo a la muchacha Abisag.
Los ancianos del pueblo recorrieron todo el país y en Sunem, pasteando un rebaño de cabras hurañas, la encontraron. Era el alivio a la vejez de mi esposo. Ahora que él ha muerto, ella es motivo de la disputa del trono entre Adonías y Jedidia.¡Ah, mi esposo! Llevo luto aún, pero no siento pena por él.


El malogrado rey hace mucho que había dejado de tomarme, tuvo a otras, sólo el miedo de mi muerte y la de mi hijo me hizo presentarme de nuevo ante él, y ya no era aquella de los senos aduraznados, de la piel firme de gacela, abrazada por el calor de aquella tarde, bañándome casi a las orillas de sus ojos, erizada por el atardecer, ansiosa que Rabbá caiga en manos israelitas y retorne mi esposo, aquel bruto de Urias, con la espada siempre ensangrentada.
Más tarde, él, David, me mando llamar a su palacio, me ofreció vino, revolvió mis cabellos y copuló en el centro de su alcoba; mis labios curvos, tensos sobre su pecho, mordían suavemente, besándolo, y luego intensamente un fragmento de su piel endurecida.
Ahora mis carnes se descuelgan, dejando ver mi calavera. La muerte, aquella que me persigue desde que Urias, el Heteo, retornó de la antigua ciudadela amonita de Rabbá, dejó el asedio para venir al llamado del rey David. Lo vi cruzando el portal del palacio, seguro, con el polvo del camino cubriendo su cuerpo; tenía que bajar a la casa, poseerme, para así enmascarar mi embarazo; pero él estaba de campaña; enérgico consigo mismo, prefirió dormir sobre cueros de ovejas, junto con los sirvientes, antes de profanar la Ley de la Guerra, a pesar que el rey lo embriagó, éste no tuvo más remedio que escribir a Jobol, ordenándole el asesinato sordamente planeado. Su figura se perdió en el camino, iba majestuoso, inquebrantable, llevando en su aljaba, sin saberlo, su sentencia de muerte, ¿Sabría que lo traicionaban? ¿Tendría tiempo de volver la cabeza y entender por qué estaba solo ante los arqueros sitiados, después de encabezar la carga? ¿Por qué él? ¿Por qué tanta obsidiana penetró en su cuerpo?, ¿Supo acaso? ¿Por qué ninguno de los Treinta, los de la Guardia Real, vino a levantarlo, cuando a rastras con el escudo erizado de flechas se protegía vanamente, pues las tenía ya mortales en el cuerpo?
Meses después, en medio del rasgueó del laúd, nació nuestro primer hijo, muriendo casi, según las palabras de Adonías, al nacer. David mientras agonizaba ayunó dos pichones de tórtola: uno para el sacrificio, otro para el holocausto; fueron nuestras ofrendas, en sus plumas manchadas de sangre vi las flechas arrancadas del cuerpo de Urias, vi la placenta ensangrentada, vi el fondo de los ojos de los hombres cuando en tiempos de guerra no vacilan en matar cuando es necesario. Mi hijo sabe eso, no en vano su padre tuvo que combatir a Absalón, tuvo que matar a su propio soldado para lavarse las manos por la muerte; no en vano tuvimos que huir en medio de un medio día hirviente, donde el sol a plomo, donde la espada a plomo, amenazaban acabar con todo. Jejidia había nacido, era el octavo día, el día de su circuncisión. Huíamos. Mis sandalias se llenaron de polvo y sudor, y más tarde una sangre negra reventaba de mis ampollas, se había alzado Sebá, esgrimió la espada, dividió al pueblo, y tomó para sí a diez concubinas del Rey, más tarde cruzó sobre los muros su cabeza, y con un golpe seco cayó sobre un pedregal. De ahí aprendió Jejidia a combatir, a matar para preservar, a no confiar en nadie, sobre todo en nadie de su familia.

El estruendo de su voz hizo temblar las llamas y aún resuenan en mis oídos. Adonías, su hermano, recientemente había intentado usurpar la corona, cuando aún vivo mi esposo, David, le perdonó la vida, pero ahora la voz del nuevo Rey clama su sangre. Nuevamente la tragedia por una mujer, esta vez ya no es Betsabe, ya no es Urias, es la sulamita, la sentencia es contra el hermano del Rey Salomón Adonías.
Retrocedo en silencio, mirándome los pies envejecidos, temiendo mirar al nuevo Rey, Salomón, mi hijo. Quien ha decretado la muerte de su hermano Adonías como su primera decisión real.


Luis Leoncio Flores Prado: Nació en Huamachuco, en 1968, donde estudió la primaria y terminó la secundaría en el Colegio Nacional San Nicolás.
En agosto de 1984 ocupó el primer puesto en el Concurso Literario referente a la Vida y Obra de Florencia de Mora de Sandoval, organizado por la Beneficencia Pública de Huamachuco
Estudios Superiores incompletos de la Especialidad de Historia, en la Universidad Nacional de Educación “Enrique Guzmán y Valle”, y en la Universidad Mayor de San Marcos en la especialidad de Arte.
Es el Presidente del la Asociación de Escritores “Ciro Alegría” y del Bloque Cultural, institución que agrupa a ocho organizaciones dedicadas a la pintura, textileria, serigrafía, teatro, danza, escultura, música.
Ha publicado: “Amor, Mujer y Candos”, antología de poesía huamachuquina; “Oscura Invocación”, poesía. Cuadernos de poesía I y II. Es uno de los responsables de la Revista Literaria “Granizolunar”; “El Quishpi Cóndor” el estudio de una milenaria danza; “Corazones Galgas Despeñándose” cuentos. Ha sido antologado en “Mural de Palabras”, EDUCAP 2009.

"JACQUES DERRIDA: JUSTICIA Y HOSPITALIDAD" DE ISAAC ROSLER POR "BENVENUTO EDITORES"



Nota de prensa:

!Ya se encuentra en las principales librerías de Lima!

(La Familia, El Virrey, Ksa Tomada, Commentarios y la librería del campus de la Pontificia Universidad Católica).

JACQUES DERRIDA, JUSTICIA Y HOSPITALIDAD

por el ensayista peruano Isaac Rosler (Dowling College, EE.UU.)

Benvenuto Editores se complace en anunciar que el cuarto número de su colección "Divulgación", serie consagrada a la difusión de ideas del mundo contemporáneo, ya se encuentra a la venta, siempre a precio accesible (menos de diez soles) y en formato de bolsillo, accesible a estudiantes y a público en general.

http://www.benvenutoeditores.blogspot.com/


JACQUES DERRIDA, JUSTICIA Y HOSPITALIDAD presenta de una manera clara, metodológica pero igualmente rigurosa, las principales ideas, tesis y bases para comprender el pensamiento derridiano. Dividido en catorce capítulos, este excepcional texto de divulgación de 105 páginas expone con método las principales ideas de la filosofía derridiana: el lenguaje de la exclusión y de la presencia, la différance y los signos lingüísticos, la aporía, el Pharmakon y el Khora, la importancia de Freud en Derrida y el lugar que los conceptos de democracia, amistad y hospitalidad ocupan en la teoría del creador del deconstruccionismo, entre otros.

Isaac Rosler es doctor en Literatura comparada por la Universidad de Austin, Texas. Es profesor de Literatura hispanoamericana y Humanidades en Dowling College, New York. Ha publicado diversos artículos sobre su especialidad. En el 2007 publicó Eros Revisited: Love for Indeterminated Other (Lexington Books, Maryland, EE.UU.)

Este volumen es el cuarto de la colección "Divulgación", siendo los anteriores Lévi-Strauss y las fuentes vivas del estructuralismo, por France-Marie Casevitz (Collège de France); Jacques Lacan, el nacimiento de una escuela, por varios autores de la NEL (Nueva escuela lacaniana de Lima) y Georges Bataille, la exigencia de lo sagrado, por Juan Carlos Ubilluz (PUCP-UNMSM).

Los tres últimos números de esta colección, se encuentran a la venta en las librerías: La Familia, El Virrey, Ksa Tomada, Commentarios (centro de Lima) y en la librería de la Pontificia Universidad Católica (campus Av. Universitaria).

sábado, 9 de mayo de 2009

¿Día de la Madre!

"Bendita las Madres" por el "Jilguero del Huascarán" (seudónimo de Ernesto Sánchez Fajardo)



La publicidad avasallante en el día de la madre nos hace pensar que en el Perú, país nórdico, todas las madres son blancas; o por lo menos las que pueden comprar. Las madres mestizas, las que sólo pueden comprar detergente o jabón para lavar ropa, esas no importan o importan menos. La selección “natural” del mercado las ha apartado o marginado del proceso productivo situándolas al lado de la cocina y los cubiertos, o en puestos de servicio doméstico bajo el mando del señor feudal. De hecho esto no es ningún descubrimiento y es lo natural y lo normal en este país de las maravillas, siempre bajo la dictadura de la corrupción y el oprobio y las leyes hechas para proteger al hombre blanco de las insanias del hombre mestizo o del indio malo que envidia --de forma avariciosa-- las propiedades, el trabajo y la fortuna del amo.
En lo particular no me interesa celebrar ninguna fecha, mucho menos los días que se han convertido en paradigmas del consumo y el mercachifleo; quizás por eso Ana Jarvis, una de las propulsoras de tan magna fecha, muchos años después, cuando se había dado cuenta del equívoco cometido, pidió --en 1923-- que se derogara el “día de la madre” y murió convencida de que había cometido un craso error.
Si algún sentido tiene esta fecha diré que en el Perú nos sirve para recordar que la madre andina, reducida al analfabetismo, olvidada por los gobiernos republicanos y coactada en su libertad en el servicio doméstico o disminuida al trabajo ambulante, y obligada a jalar carretas de comida o vender golosinas en las calles, y cuyos derechos no existen, es quizás el personaje principal, el motor de la historia peruana que algún día, más temprano que tarde, hallará la justicia esperada.
Dejo aquí unos huaynos que, de seguro, serán del gusto de la verdadera madre peruana; la que no sale --o como debiera-- en televisión, la que no ilustra --o como debiera-- los periódicos y revistas de moda; la que ha pesar de ser quechua-hablante está obligada a hablar y escribir en correcto español; la que siembra con esfuerzo una tierra de la que sólo cosechará miserias; la que siempre está detrás de un mandil, en la cocina o en el cuarto de los criados, esperando las órdenes de la patrona o del patrón o del hijo imbécil, el señorito de la casa, que esta noche cuando todos estén durmiendo indigestos y satisfechos, por tan memorable fecha, vendrá borracho y querrá aprovecharse, tomarla por la fuerza, en un forcejeo que, si nos fijamos bien, reproducirá, con horror, la conquista española y el sometimiento histórico del andígena ante el hombre blanco.

"Amor de Madre" por Haideé García Malqui



"Recuerdo de Madre" por "La Emperatriz del Perú"



"Madre Mía" por Carlos Rivera (interprete de la nueva horneada del huayno puquiano)



"Mi Madre" tema del Pomabambino en la versión de Eva Luna y los Pecadores