sábado, 21 de febrero de 2009

"EL CLUB DE LA PELEA"

Cuando estaba en la primaria, existía en el salón de clase el clásico matoncito de barrio que reproducía en su forma de ser su tortuosa relación familiar: padre borracho, pegalón y gritero; madre desaseada y desordenada; hermanos egoístas, pendencieros y abusadores. Lo cierto es que este bocón y roba-loncheras no tenía rival, dada a su estatura (puesto que había repetido tres veces), su verbo florido y su gordura elefantiásica con la que eventualmente (y literalmente) aplastaba a quien osara retarlo.
Cierto día que me había insultado y jalado de la chompa, zamaquéandome como un tentetieso para que le ayude en las tareas, se me escapó un insulto, una palabrota que quedó retumbando en el aula. El matoncito, hábil en las "malas palabras" y en las diatribas, no pudo hacer nada en ese momento porque entró el auxiliar a pasar lista y ver el asunto del cuaderno de control y las firmas de los padres. El matoncito me dijo en silencio, casi susurrando y frunciendo el ceño: “te cagaste Ybarra a la salida te rompo la cara…”. Yo con mis 9 años recién cumplidos empecé a temblar, mis dientes cascabeleaban como si tuviera frío, se me erizaron los pelos de la cabeza, pero respiré hondo y me dije: al diablo, no tengo nada que perder, si me pega me pega, pero algo haré con este abusivo que me llevaba algo más que una cabeza y como 30 kilos más.
A las afueras de ese colegio religioso –claretiano, para más detalles-- esperaban las barras, casi todos los oprimidos, niños con formación católica e hipócrita; muchachitos pequeños y enclenques tenían vagas esperanzas en que yo los reivindicará con algún golpe en esa panza grotesca y aguanosa. Uno de ellos me miro y se persignó. Tuve miedo pero pasé saliva y me tragué mis fobias y con ellas los 30 kilos de diferencia.

Observé al niño gordo como si fuera un luchador de Sumo, no sé porque lo imaginé calato y con ese jebe horroroso en el trasero, tirando sal a la esquina contraria y exhibiendo su peso; peso que aprovechó inmediatamente para empujarme contra un grupo de ayayeros (no de mi lado) que estaban detrás de mí y que me devolvieron rápidamente al ruedo como si fuera un resorte a los puños del pequeño gorila quien aprovechó para hincharme un ojo y reír a mandíbula batiente mientras su séquito, otros dos de su calaña, se burlaban.
En un breve descuido y aprovechando que mi rival se jactaba de mi debilidad física aproveché para darle un cabezazo con todas las fuerzas como jamás había imaginado, hasta entonces, que tenía en mi cuerpo. Me lancé hacia delante con la cabeza como un toro y cerré los ojos. Mi misión era embestir con mi pequeña humanidad a ese pequeño monstruo, tirano y dictadorzuelo. Resultado: le bajé todos los dientes de adelante. En mi cabeza se abrieron cuatro orificios notorios (bajo mi corte de pelo alemán) que destilaban sangre pero que no eran nada comparado con la hemorragia y los borbotones que le salían de la boca al matoncito de barrio. Para mí fue una pelea épica, casi bíblica, me había bajado a Goliat, el endriago había sido derrotado, y no con una honda sino con mi cabeza. Aún conservo esas viejas cicatrices y una hoja de mi primera expulsión escolar.

Varias veces he necesitado medir mis fuerzas físicas con otros individuos, algunas veces defendiendo a personas asaltadas. Otras, defendiendo a alguna mujer maltratada por algún hombre en la calle, o en alguna marcha ante la prepotencia policial, alguna pelea callejera, cuestiones de honor, etc. Lo reconozco, perdí en muchas ocasiones. Lo cierto (y como moraleja) es que, desde muy joven, me dí cuenta que era mejor conversar a batirse a puños o patadas; cuestión en la que hay que entrar en autodefensa o solo si es necesario.

Cuento todo esto (espero sea un asunto literario, cuestiones de momento, etc.,) porque esta semana me han sorprendido 3 comentarios que tienen como único destinatario al señor Gustavo Faverón Patriu http://puenteareo1.blogspot.com/, conocido consejero espiritual de este blog, y que paso a citar inmediatamente:

Primero: el de Martín Roldán en su “Generación Cochebomba” http://generacion-cochebomba.blogspot.com/:

Si por allí alguien sale diciendo que mi novela es mala, que está mal escrita, no me voy a picar porque sé que no le va a gustar a todo mundo, pero el insulto a la persona si me jode y más viniendo de gente que no me conoce. Me gustaría saber si tendrían los huevos suficientes para decirme en mi pepa los insultos que muy cómodamente, escriben desde sus teclados.

Segundo: el de Rafael Inocente (comentario puesto en este blog):

A mí también me encantaría saber si este compadrito tendría los huevos necesarios para decirme en mi cara pelada la sarta de insultos personales que escribe desde el cubil que le financia una universidad norteamericana. Por eso no pienso responderle a un sujeto de trayectoria tan errabunda como Faverón, quien me ataca personalmente sin ningún argumento, porque YO TRABAJO PARA GANARME LOS FRIJOLES EN ESTE PAÍS CORRAL DE CHANCHOS, no tengo tiempo para argumentarle a un necio que desde el saque me insulta: cuando vengas a Lima búscame Faverón y nos encontramos donde quieras para que me digas imbécil, mequetrefe, terrorista, no dudes que acudiré a la cita.

Tercero: Víctor Coral en su Luz de Limbo http://luzdelimbo.blogspot.com/, quien usa una imagen inteligente sin dejar de ser intimidante:

Creo que ni hace falta decirlo, pero va: Parabellum es también el nombre de un arma muy letal, 9 mm.
(En relación al comentario malintencionado del susodicho: “¿Parabellum? ¿Qué es eso? Espero que nadie haya sido tan zonzonazo de ponerle a su libro un título que significa "prepárate para la guerra"... Ya no estamos para esas posas tontorronas”)

(N del b: “Parabellum”, último poemario de Víctor Coral)

Como dije arriba, espero que todo esto sea un asunto literario y nada más, y si sucede, pues, que no pase de un ojo hinchado o un par de piezas dentarias menos en la cavidad bucal de cualquiera de los contrincantes, aunque imagino por mi conocimiento callejero quien va a tener que ir al estomatólogo urgente por los postizos. Dudo que alguien pueda repetir el exabrupto de Verlaine para con Rimbaud, a quien hirió de un balazo en la muñeca por un asunto de celos.
Celos, melosa palabrita, celos literarios, celos amorosos, celos de amigos, celos de enemigos, celos del triunfo ajeno, celos del fracaso ajeno, celos celos, celos, celos, celos, celos, celos, celos…
Todavía escucho esa frase que siempre me pareció cacofónica y nada elegante: "chócala pa' la salida".

57 comentarios:

Anónimo dijo...

ayayayyyyyy

80M84RD3R0 dijo...

Ahora te va a caer tu catana faveroncillo... con estos streth fighters..

smackdown, very good...

Anónimo dijo...

El trabalenguas nerd de la semana

"Y recordar que la primera verosimilitud de una obra se halla en su coherencia interna, no necesariamente en su relación representacional ante una arista objetiva y verificable del mundo. Nadie puede acusar de inverosimilitud a Caperucita roja desde los parámetros del realismo. El realismo no es lo único que existe en el mundo"

Gustavo Faveron

Anónimo dijo...

"si el rojo es el color de la pasión, báñame con tu menstruación"

frase original de claudia llosa. Tienes razón ibarrón, esa cineasta es una idiotaza.

Anónimo dijo...

OYE YBARRA, EL ENVIDIOSO DE FAVERÓN QUIERE DESCONOCER LAS 300 PERSONAS QUE FUERON A GUERRA Y LITERATURA. QUÉ MISERABLE ES ESE HOMBRE, ESTÁ BIEN QUE LE PEGUEN ESTOS ESCRITORES DE A PIE, YO LOS APOYO.

SALUDOS

Rosina

Anónimo dijo...

Y mira que esos dos primeros son los que auspiciaste para el autocelebrado "conversatorio literario". ¿Y ahora te quejas? No tienes por què quejarte, abres un blog lumpen y gente lumpen lo lee y comenta.

Anónimo dijo...

Vaya que no estaba tan enterado de los enfrentamientos en el circuito literario limeño. Una lastima, y eso que aun no escribo.

radiofelixmendez dijo...

Si yo veo a Faveròn en alguna calle Limeña, cosa que dudoi proque soy un cobardòn salvo em asalte un espirtu CHANCA- MUCHIK,voy con mi pistola de papel y le encajo mis nudillos... Ah, eso sì, con la venia de AC y de MVLL... Ayyy como roncollolo... pastitas pastitas

RODOLFO YBARRA dijo...

Nadie se está quejando de nada, estimado anónimo. Curiosamente, este blog se abrió, entre otros intereses, para combatir a los lúmpenes de la literatura que se esconden detrás de blogs con títulos sugestivos (especialmente a esos que manejan el lenguaje y los conceptos de acuerdo a sus intereses). Recuerde que este blog no esconde nada, o al menos eso trata (en relación a los comentarios "anónimos", como el suyo, puede usted leer al costado la respectiva "advertencia"). El título-nombre-mote de este blog lleva mi nombre para que no haya dudas, ahí tiene un carácter menos para descreer de su comentario, el cual refleja pobreza de conceptos (¿o usted cree que la sindicación de Marx a Napoleón Bonaparte de ser lumpen era cierta?). No se olvide que uno de los significados de lumpen es el de ser "un grupo marginado socialmente" o al menos eso es lo que se desprende del alemán "lumpen-proletariat" que libremente se puede traducir como la chusma del proletariado.
He participado en algunos debates sobre esta palabrita. Pego aquí el lúcido comentario de un ponente (que guardé en mis archivos)y que, no esta demás decir, subscribo:

Definitivamente creo que entran en la categoría de lumpen:

el estamento delictual o que vive al borde del delito(8). La imagen
que tenemos del "lumpen" es la de un desarrapado miserable, que vive
en los extramuros o arrabales del orden civilizado o de la legalidad.
A veces también se colapsa la categoría con la de sub-proletariado, en
cuyo caso el "lumpen" es simplemente el desempleado o el mal empleado,
que lleva una vida miserable, no tanto al borde del delito, sino al
borde del hambre.

Creo que es preciso retornar sobre la definición original de Marx:
¿Cómo podría caracterizar a Bonaparte y a sus seguidores como "lumpen"
y sostener plausiblemente que se trataba de meros hampones cuando
evidentemente no se trata de tales? El propio Marx es explícito al
respecto. Tratando de sintetizar su descripción del "lumpen", parece,
en realidad referirse, a todos aquellos elementos marginales y
marginados de todas las clases sociales, o si se quiere a todos
aquellos elementos que son incapaces de alcanzar una inserción
"regularizada" en las diferentes esferas de la reproducción social. Se
trata de lo que también podríamos llamar el "aventurero" social(9),
que incluye a niños bien juerguistas, ex policias desocupados y
resentidos, herederos fracasados, empresarios parasitarios, obreros
crónicamente cesantes o desplazados y que ya no forman parte del mundo
proletario y de la cultura trabajadora, delincuentes (también ellos
por cierto), guardaespaldas, ese elemento pequeño burgués en crisis
que alimentó las filas de las guardias fascistas y que está siempre
disponible para todas las formas de "escuadrismo", guardiablanquismo"
o sicariato, estudiantes sin futuro claro, profesionales sin
perspectivas o excéntricos profesionales, profetas sin audiencia,
predicadores en el desierto, familias con aspiraciones y sin recursos,
aristócratas arruinados, literatos decadentes o bohemios flotantes.


En suma, se trata de sectores que padecen de dos síndromes combinados:
del carácter parasítico de su reproducción como sujetos sociales, y la
alienación ("frustración derivada de la inconsistencia entre
aspiraciones internalizadas y medios institucionalizados de
logro"diría un sociólogo al estilo de Gino Germani(10)) frente a este
carácter parasítico.


El lumpen , es pues, el arquetipo del aventurero "flotante", y por
tanto la antípoda del burgués o del aristócrata (u oligarca). Puede
provenir o estar vinculado a casi cualquier clase social, puede
apoyarse en cualquier combinación de elementos desplazados de
cualquier clase social, o en clases sociales o grupos étnicos, puede
ser de cuello y corbata o puede parecerse a la imagen estereotipada
del hampón desgreñado. Más normalmente, sin embargo, no es su aspecto
o su estatus lo decisivo, sino su manera de insertarse en los mundos
de la reproducción social: el "lumpen" es la impredictibilidad, el ser
humano que ha sido desgajado de las formas rutinarias de convertirse
en alguien, o cuyas formas rutinarias "al alcance de la mano" de poder
convertirse en alguien se hallan profunda y dramáticamente seccionadas
de los sueños que pudo aprender a soñar a su debido tiempo. Es por
ello que Bonaparte y sus adláteres pueden ser considerados como
"aventureros" políticos, sin por ello, dejar de ser sociológicamente
"lumpen". Por cierto que la "aventura" política se traduce,
eventualmente en una "aventura" social, en un camino hacia el logro de
otros objetivos enfocados hacía la conquista de las "cosas buenas de
la vida", que, en una sociedad fuertemente estamental, implica el
anclaje en los mundos excluyentes y exclusivos que monopolizan estos
"bienes" y que permiten un acceso rutinizado a cuotas relevantes de
ellos.


Cabe ahora definir el modo de acción del "lumpen" en política: de
acuerdo a la obra de Marx, un breve esbozo de la metodología política
del "lumpen" requeriría mostrar que este puede tomarse el poder por
sorpresa o por medio de acciones combinadas de audacia y fortuna
maquiavélicas u oportunistas. En cierta forma, el "lumpen" en
políticamente un anacronismo en el seno de sociedades estamental o
burguesamente estabilizadas. En suma, se trata del "aventurero" de
Maquiavelo (el "condotiero")(11) que se toma un estado por la fuerza
de su astucia o de sus armas, rodeado de otros tantos bucaneros del
poder que se constituyen en su corte y equipo de administración.

El problema del condotiero consiste en estabilizar su poder a
posteriori. Estos aventureros parasitarios, tienen un menú de opciones
que se halla fuertemente acotado por los marcos situacionales de su
ascenso al poder. Si el lumpen ha logrado aniquilar o hacer tabula
rasa del orden pre-existente, le es posible, por ejemplo, consolidar
un orden absolutista o patrimonialista(12), que en su forma extrema
alcanza el nivel de un "sultanato" (el ejemplo de los Batistas o
Somozas viene al caso). Si, por el contrario, el advenedizo ha logrado
penetrar en el estado aprovechando (al estilo del Castruccio comentado
por Maquiavelo(13)) las fisuras o debilidades del poder pre-existente,
pero sin poder hacerlo de lado, su estrategia será la de buscar una
mimesis adaptativa "oportunista" que le permita establecer alianzas
con los estamentos dominantes tradicionales por la vía de intercambios
clientelares.

Generalmente estos intercambios clientelares revistan la forma de un
quid pro quo: el condotiero advenedizo se convierte en el gendarme
("nochero") de los poderes fácticos, a cambio de una paulatina
admisión de su familia y de su retinue en los círculos habituales del
poder, de los negocios y del status. Tal podría ser el sentido de la
descripción Marxista del Bonapartismo como un arreglo en el cual la
burguesía (clase dominante establecida), entrega su facultad de mandar
en la política a un "nochero", al cual se deja a cargo del estado, a
cambio de que garantice la tranquilidad de los negocios(14). Sin
embargo, puede haber distintos tipos de bonapartismo: las dictaduras
burocrático-autoritarias descritas por O'Donnell constituyen un caso
diferente, puesto que en ellas una coalición de instituciones y grupos
organizados toma el poder y lo administra, pero sin entregarse en
manos de advenedizos o a elementos del "lumpen" (15). Es después de
todo muy diferente el papel de una Junta Militar al estilo Cono Sur,
que el de un "hombre fuerte" de tipo Centroamericano.

RODOLFO YBARRA dijo...

Félix Mendez: Faverón podría ser perfectamente uno de tus personajes performáticos.

La mesa está servida, señor.

El borracho dijo...

Ybarra
la actitud de roldán e inocente es patética y ridícula. en la edición del video del coloquio en el averno es claro que hubo intención de calificar a los tres escritores terrucos y faltos de talento. dijiste algo al respecto? nada. dijo algo roldán? nada. se pronunció inocente? nada.
faverón lo comentó días después y la dignidad de los aludidos sale, por qué? porque es faverón. y si el blogger no lo comentaba? no iba a pasar nada.
la reacción de inocente y roldán es tardía, oportunista y baja.
no estoy defendiendo a faverón, pero debes tener las cosas claras, ybarra. no te dejes ganar por la antipatía, el orgullo te impide reconocer que ocram originó este chongazo matonesco. él es quien los tildó de terrucos, marginados, iletrados, rojos rabiosos que solo saben insultar y no dejan de quejarse.
por qué roldán no busca a ocram? por qué inocente no hace lo mismo? le tienen miedo? el blog de faverón lo lee la aldea literaria, el de ocram todos, ante los ojos de muchos han quedado como furiosos termocéfalos.

Eduardo Salazar dijo...

Rodolfo, creo que está demás celebrar "amenazas" o "matonería" (entrecomilladas ambas). Hablo en general. Porque una cosa es opinar sin pelos en la lengua sobre tal o cual cosa y otra muy diferente es soberanamente lanzar amenazas a mansalva antes que responder con argumentos -actitud que de por si descalifica al "amenazador" antes que al "amenazado"- que es lo que se espera en este espacio literario. Claro, eso no significa que uno sea un buey castrati si de defender a las piñas algo se trata (la vida, la familia, la libertad), pero debe ser considerado como último recurso.

Ojo, no creo que tu las estés celebrando y/o propiciando, para nada, pero la verdad te considero bastante serio como para caer en ello.

Estamos en contacto, saludos cordiales.
Eduardo Salazar

PD. espero el libro de Duran a mi email: edu.salazar79@yahoo.com. Gracias

Anónimo dijo...

FAVERÓN CENSURA ESTE COMENTARIO, RESPETUOSO PERO MUY CRÍTICO, EN SU BLOG ""PUENTE AÉREO""



Da gusto ver cómo la revista SOMOS hoy ha hecho un especial de varias páginas sobre ""La teta asustada"" y ha consignado la opinión de respetables críticos, desde el filósofo Sebastián Pimentel hasta Andrés Cotler pasando por Claudio Cordero.

Todos han coincidio en repudiar la manipulación de una película aún no vista por casi nadie. Celebran el triunfo peruano y miran más arriba que los enanos criticones y resentidos, por un lado, y los instigadores como este blog, por otro, que llevan agua para su molino del escandalete seudointelectual.

Anónimo dijo...

Bien harías, querido Rodolfo, en poner en la refri el tema de la Teta hasta que se estrene, Faveròn está desprestigiado por él mismo, los cineastas no son tontos y se dan cuenta que quiere erigirse como el crítico "oficial" de Claudia Llosa.

¡Qué delirio!

Anónimo dijo...

me dicen que Coral ha sido noqueado varias veces pero ha aprendido... En cuanto a los otros, se ven fuertes y con ganas de poner en su sitio a Faverón.

Otro sí digo, en mi opinión el libro de Coral, Para belum, debe ser el menos comprendido del año, las reseñas que tuvo, pocas, fueron confusas y el único que recuerde que se dio el trabajo de entenderlo fue Paul Guillén, tenía que ser sanmarquino y poeta.

Salud, Ybarra, compañero!

José Francisco
San Marcos

postdat: aquí en SM se te lee mucho, no bajes la guardia.

Julio dijo...

Ya pes tío Rudolf, tu ibas al colegio con lonchera?, es decir, el brazo armado era lorna en el cole, y pa'colmo era cole particular, no me digas que un palomilla de ventana es el terror de los literatos blogosféricos, aaaasu, y si tus patas están asados con el chato, tanto como para abollarlo, no les vaya a pasar como al gordo de tu cuentasaso...

Generación cochebomba dijo...

A ver

Para el que firma como borracho...Cuando hay un debate en el plano de las ideas o una critica en el plano de las obras, no hay porque picarse o molestarse, porque es parte de este mundo. Obvio cuando la discución o la crítica se da de manera objetiva, es decir que la suscite unicamente una apreciación sobre un libro determinado y no otros intereses.

Pero el insulto es la mínima expresión de la matonería, porque trata de bajarte, de mesnopreciarte, de tumbarte con palabras, lo que no quieres o no puedes hacer con los puños. Porque un insulto nunca será justificado, porque lo usan los que no tienen argumentos. Menos en este mundo en que las ideas y conceptos son lo unico que valen. ¿O dime el insulto es valido para la discusión de ideas o puntos de vista? Obviamente que no.

Entonces si alguien te insulta directamente, sin conocerte y sin que tu en ningun momento lo hayas insultado, pues te da a pensar que así como ha tenido los huevos para hacerlo desde un teclado, fácil los debe tener para decirtelo en tu cara ¿no? Y reclamar eso es de hombres, y no la de matón. En todo caso el matonsisismo Kid, viene a ser la persona que inicio la cosa, insultando. ¿O tú eres de poner la otra mejilla?

Ahora mi estimado Ybarra, no veo una necesidad el tema de tu post. Primero que si bien el iniciador de los insultos fue el señor Gustavo Faverón, le siguió una sarta de comentarios muchos más fuertes, que él no moderó en su blog. Entonces lo que yo dije, y me reafirmo en eso, no va dirigido unicamente contra Faverón, sino contra todos los que han comentado sobre mi persona y los otros escritores de Guerra y Literatura. Por lo que he leído das a entender que apenas vea al señor faverón lo voy a partir a punta de tabazos, pues no será así. Porque lo que digo es "Me gustaría saber si tendrían los huevos suficientes para decirme en mi pepa los insultos que muy comodamente, escriben desde sus teclados". Basta con que algún día coincidamos y me presente para saber si es que realmente los tienen. Si los tienen me lo dirán en mi cara, si no los tienen se quedaran callados. Lo que suceda después de eso nadie lo puede saber. Entonces la cosa pasa por lo que ellos hagan, no por mi persona.

Aclarado lo que realmente quize decir, deja allì la cosa, mi estimado, porque me parece que estás poniendote en la posición de las peleas de cuando eramos niños, pero no como beligerante, sino como aquellos que se ponían en medio, levantaban una mano entre ambos pugilistas y decían: "A ver quién escupe primero".


Ah y sobre OCRAM, creo que en el ultimo post que he subido: "Las cosas ya no son como son (Son como lo dice la televisión)" expreso claramente que lanzar información sin la responsabilidad debida, en los medios formales o alternaivos como la Internet, puede crear opiniones contrarias a lo que realmente es la realidad o la verdad.


Un abrazo y estamos en contacto.


Martín Roldán Ruiz.

RODOLFO YBARRA dijo...

Señor "Borracho", tome asiento y beba café: Si no ha leído (y eso es lo que parece), yo saqué un post (lo puedes leer abajo) donde puse mis quejas en claro en torno a la edición del vídeo del Útero. Los insultos son inmanejables, es más forman parte del modus vivendis y modus operandis de los peruvianos. Por ello, he creído más importante promover la lectura de los libros en cuestión. Si hay alguna calificación o descalificación que salga de ahí. Sería lo más interesante.

RODOLFO YBARRA dijo...

Eduardo Salazar:
De acuerdo con tu comentario.
Creo que es un exceso llamar "matonería" a estas expresiones, creo --como lo digo en el post-- que el asunto es más literario de lo que parece.

Saludos

PD: ya te envié el libro.

Anónimo dijo...

Una reseña mas que juzga como pesima la novela de la Orejita. Eso si, confunde al personaje principal con un pituco en lugar de juzgarlo como arribista alucinado.

http://www.lun.com/Pages/NewsDetail.aspx?dt=2009-02-20&PaginaId=42&bodyid=0

Anónimo dijo...

Si la Oreja cuenta las cosas como lo dice esta reseña se entiende por que este tipo de obras "criollas" sobre la violencia ganan premios en España: refuerzan la idea del mundo andino "barbaro y atrasado" que debe ser arrasado a cualquier precio por la modernidad occidental. Anagrama, una transnacional, juega en pared con todas las otras transnacionales españolas con jugosos intereses economicos en paises como el Peru.
Lo triste es que ya no son los pitucos y los blancos quienes venden estas mentiras. Ahora se suman los mestizos arribistas.

Eduardo Salazar dijo...

Hola Rodolfo, precisamente porque tampoco me parece una matonería es que lo entrecomillé. Gracias por el libro.

Cordialmente,

El borracho dijo...

Dr ybarra, es cierto. Usted hizo un post a las horas del video de ocram. Puso el parche a tiempo.

leo en el blog del señor roldán que conoce al patin mandado por ocram, si eso es cierto, estamos ante una vulgar manipulación propiciada por sifuentes. el video no da tregua, los hace quedar como terrucos. si un x ajeno a la aldea literaria lo ve, pensará que roldán, inocente, ybarra y duran son rojos termocefalos.

no ataquen al perro rabioso, ataquen la rabia que ha originado toda esta sarna de improperios y amenazas.

RODOLFO YBARRA dijo...

Martín: en efecto dentro de tu artículo no dices nombres. Por lo demás son anónimos, creo que la única persona que ha puesto su firma es el señor de Maine. Por qué no imaginar que al que quieres tener delante frente a tu "pepa" es a él (o esa era una figura literaria lanzada al aire para que encuentre nombre propio en el éter). Por otro lado, cuando Rafael pone un comentario directo en tu blog, tú no dices nada, entiendo, supongo, extiendo mi imaginación, etc., etc...
No me pongas en el lugar de los candeleros (nunca he cumplido ese triste papel). Esto sólo ha sido un post literario y nada de "escupe tú primero". No sindico a nadie y no quiere causar inquinas o exacerbar peleas. Ha tratado de ser, en todo caso, un post a caballo entre lo reflexivo, lo irónico y lo divertido que pueden ser los "duelos literarios" (llenos de palabras como comprenderás). Si no ves una "necesidad" a este post ¿cuál es el problema? ¿Tengo que estar supeditado a la "necesidad" de terceros?. Este es un blog personal, lleva mi nombre y asumo el pasivo y el activo de lo que pasa aquí. Trato de ser respetuoso, muestro lo que me parece más cercano a la verdad y siempre hay derecho a réplica.
No hay por qué molestarse ni causar absurdos divisionismos.
Saludos.

Anónimo dijo...

O SEA QUE COCHEBOMBA HA ALUCINADO QUE CORAL VA A DAR UN TIRO A FAVERÓN. NO PUES, MUCHACHO. MÁS CORREA Y A APOYA AL YBARRÓN QUE ESTÁ CON LOS ESCRITORES DEL PUEBLO Y COMBATE A ESCRITORES COMEHECHADOS.

PERCY E.

primo dijo...

Ese borracho tiene razón Ibarra, ni Roldán ni Durán dijeron nada. Sólo tú saliste al frente. Eso es de hombres por eso te apoyamos.

BUCHON dijo...

Cómo se nota que ese Roldán le tiene miedo a Faverón, le tiemblan las canillas, pura boquilla ha resultado. Si lo que dice en su blog está más que claro, ahora quiere darse el desentendido.

No pues, a lo hecho pecho.

Julio dijo...

sobre como vá la edición del video del conversatorio, y el cortometraje "el crítico cupido" (pronto la versión peruana) ver:

http://tvbruto.blogspot.com/2009/02/editando-guerra-y-literatura-videos.html

saludos

Cuy mágico que reconcilia a los escritores dijo...

Ybarra, Roldán, Durán, Inocente:

ir a chupar al superba ustedes deben, pagar las chelas ustedes tienen

Cuy mágico.

Anónimo dijo...

oyyye ese Roldán no ha visto la foto de esos dos gordos infladoz. Esos no vam a pegar ni un boton...le falta imaginación a este tipo.

poeta ochentero

Anónimo dijo...

Sílvio Rendon dijo:
21-02-2009 1:46 pm
Emilio,
Se equivoca. Mi alusión fue a quienes se dedicaban al insulto en vez de argumentar, especialmente desde algunos blogs anónimos.

Sobre el comentario de José Antonio y de paso sobre la queja del Sr. Faverón en

http://puenteareo1.blogspot.com/2009/02/prejuicio-sensibilidad-estereotipo.html?showComment=1235232600000#c6170976737933008055

El Sr. Faverón comenzó proclamando qué y quién era un “miserable”. Ahora le responden con diversos argumentos, pero también con “pobre estúpido” y “no joda”. Es decir, el Sr. Faverón introduce los insultos a este blog (a la vez que cuida muy bien el suyo), justifica su uso, cuando se le acaban los argumentos (y sin responder a los que se le expone) da un portazo y se escapa de la discusión, pero cuando alguien asume y añade algo a los términos que él mismo emplea (”no sólo es ser un miserable, sino un pobre estúpido”) viene a quejarse con absurdos.

Dado que al Sr. Faverón nadie lo censuró y pudo expresar y justificar sus términos, lo que haré será lo mismo con el Sr. José Antonio. Su comentario seguirá ahí, pero sí le advertiré, y va para todos los que comenten en este blog, incluyendo desde luego al Sr. Faverón, que se abstengan de insultar y descalificar a sus adversarios de debate.

Biyu dijo...

"el blog de faverón lo lee la aldea literaria, el de ocram todos, ante los ojos de muchos han quedado como furiosos termocéfalos."


Verdad.

Anónimo dijo...

y si quieres enterarte, estuve buscando a Faverón durante toda su reciente estadía en Lima, pero el maricón nunca dio la cara, siempre estuvo acompañado de tres o cuatro puntas, entre ellas el Gago.

Si lo encontraba solo le sacaba la colorada mínimo, por haber querido desprestigiarme. Esto es serio, déjate de cojudeces.

Anónimo dijo...

agreda vs benavides
http://larepublica.pe/blogs/libros/2009/02/18/j-e-benavides-responde/

Anónimo dijo...

Miren a este Benavides, que insolente=

Y contra quienes dudan de la calidad moral de una persona como Alonso Cueto no puedo ni tengo ganas de imaginar qué respuesta se merecen.

Gustavo Faverón Patriau dijo...

Me rio en la cara de estos imbéciles. Encierren a Ybarra, Inocente y Coral en una habitación por un par de meses, a ver si se les ocurre algo interesante que escribir.

Julio dijo...

guarda con malosito panda!

Anónimo dijo...

EN TODOS LOS ESTRATOS SOCIALES HAY LOS QUE SE CREEN LOS MATONCITOS. TANTO EN LOS DE BARRIO COMO EN LOS PITUCOS. COMO EN LA MILI O EN LOS NERDS. UNOS GOLPEAN EN LA VIDA REAL. OTROS INSULTAN CON PALABRAS EN LOS BLOGS.
FAVERON ES UN PATAN QUE INSULTA DESCARADAMENTE EN LOS BLOGS. AL IGUAL QUE HACE LA PELUCONA DE THAYS CUANDO LE DA LA REGLA. EL PROBLEMA ES QUE SI UN MATONCITO NERD SE METE CON UN PATA DE BARRIO. EL PATA DE BARRIO LE DA UN PAR DE COMBOS Y EL NERD CAE AL SUELO. NO HAY MUERTE. NI HERIDOS.SOLO UNOS MORETONES QUE RECORDARAN A LOS PITUCOS QUE NO SE METEN CON LOS LORNAS DE SU COLE PRIVADO. SINO CON GENTE DE LA CALLE. ESO ES TODO.

Anónimo dijo...

EL PROBLEMA DE LOS ANIÑADOS DE FAVERON Y THAYS QUE ESTAN ACOSTUMBRADOS DESDE NIÑOS A LAS PATALETAS PARA QUE LE HAGAN CASO SUS PADRES. AHORA HACEN LO MISMO PORQUE NUNCA LES DAN DADO UNA PALIZA PARA QUE SEAN RESPONSABLE DE SUS PALABRAS. UNA VEZ QUE LO GOMEEN VAS A VER COMO SE LO PIENSAN DOS VECES ANTES DE HACERCE LOS BACANCITOS.

Anónimo dijo...

AL GAGO THAYS QUE ESCRIBE EN ESTE BLOG Y EL SUYO CON ANONIMOS:

LOS PRINCIPALES PREMIOS DE NOVELA EN ESPAÑA SON EN EL PLANETA Y EL NADAL. NO SOLO POR LA ANTIGUEDAD SINO POR LA REPERCUSIÓN INTERNACIONAL QUE TIENEN. LUEGO ALFAGUARA SACO SU PREMIO Y POR SER ALFAGUARA HA LOGRADO TENER IMPORTANCIA. LUEGO BIEN LEJOS VIENEN PREMIOS MEDIANOS. UNO DE ELLOS ES EL HERRALDE. PERO EL GAGO DE THAYS NI SIQUIERA HA GANADO ESE PREMIO.SINO QUE HA QUEDADO FINALISTA.Y SIENDO UN POBRE FINALISTA NO ENTIENDO SU ORGULLO. SOLO DEBE SER EL ORGULLO DE SER SIEMPRE EL SEGUNDO. TRISTE FINAL PARA UN PELUQUITAS QUE SOLO LE QUEDA RODEARSE DE GENTE TALENTOSA. PARA QUE LE IRRADIE ALGO DE SU FAMA.

Anónimo dijo...

TODOS SABEN QUE THAYS ATACO A RONCAGLIOLO. QUITANDOLE MERITOS A ABRIL ROJO. THAYS SE EMPEÑA EN DECIR QUE RONCAGLIOLO ES SU AMIGO. PERO EN UNA ENTREVISTA QUE HIZO BAYLY A RONCAGLIOLO. BAYLY SE BURLO DEL GAGO THAYS Y RONCAGLIOLO SE RIO CON EL. ESO ESTA EN YOU TUBE. THAYS HA SIDO EL INTRIGANTE NUMERO UNO CONTRA GUTIERREZ Y LOS ANDINOS. INSTIGANDO A LOS CRIOLLOS A ACUSARLOS DE TERRORISTAS.

El Datero dijo...

Roncagliolo: soy famoso, ahora me confunden con Jaime Bayly. Antes me confundían con Iván Thays.

Bayly: Jajajajajajajajajajaja

Paolo dijo...

Recorcholis

RODOLFO YBARRA dijo...

"Me río en la cara..." agradece que estás detrás de un panel...

Anónimo dijo...

oe Ibarrex no le hagas caso a ese mono con metralleta. Borra su comentario como él hace contigo.

sol

Anónimo dijo...

MEJOR ENCERREMOS A FAVERÓN Y A THAYS EN EL AVERNO A VER SI VUELVEN A ESCRIBIR COJUDECES. DE SEGURO, DESPUÉS SE VAN DIRECTO A TRABAJAR A LA AVENIDA AREQUIPA.

CHAPA ESA OE ZONZO.

V.

LuchinG dijo...

Van a tener que explicarme por què un insulto puede responderse con violencia fìsica. ¿Se acabaron las armas literarias?

RODOLFO YBARRA dijo...

Ah, sí, Luching. Me refería a un par de cocachos literarios. Nada que merezca un desgaste de ácido láctico [(C3 H6 03), molécula monocarboxílica orgánica que se libera en los esfuerzos físicos].

Una pregunta: tú crees que los insultos son (literalmente) ARMAS LITERARIAS...,porque a mí me parece todo lo contrario.

LuchinG dijo...

Cierto, disculpa la impresiciòn. Los insultos no son armas literarias, pero 1) no veo porque las cosas tienen que decender al nivel de la violencia fìsica 2) Me parece que el contragolpe cae en el aire si es sòlo una retahila de insultos. Si uno dice que està metido en la literatura, que tiene armas literarias, y no es capaz de responder con ingenio, le està dando la razòn a quien lo insulta.

BUCHON dijo...

Oye Ybarra siempre que revuelcas a ese mono con metralleta regresa por más. Masoquista ha resultado este sobón de la burguesía. Ya no le des importancia a estos seres inservibles.
Crecen cuando los miras.

El gran Buchón, fascista andino.

Anónimo dijo...

IBARRA, DEDICALE UN POST A M GUTIERREZ

http://www.larepublica.pe/archive/all/fama/2009/02/22/7/node/175700/todos/1547

Silvio Ringtone dijo...

¡LA JAULA DE LAS LOCAS! ¡DON RODOLFO Y DON GUSTAVO! ¡GUSTAVO RODOLFO HITLER! ¡EL GOLEADOR DEL CAMPEONATO: EL CHECHO YBARRA! ¡EL GRAN CHOBORRA! ¡FAVERÓN QUE ME HACE USTÉ! ¡DESPUÉS DE USTÉ! ¡NO HAY DE QUESO, NOMÁS DE PAPA! ¡TASITA DE CAFÉ! ¡GRACIAS POR EL POST! ¡GRACIAS LAS QUE LO ADORNAN! ¡PÁSAME LA MANTY: SISISISI! "JUGUEMOS A LAS ESCONDIDAS. SI ME ENCUENTRAS, HACEMOS EL AMOR; SI NO ME ENCUENTRAS, ESTOY DEBAJO DE LAS ESCALERAS".

Anónimo dijo...

El Retaco Intelectual Faverón destila odio e injuria en contra de escritores jóvenes que osaron llevarle la contraria.

¿Qué dicen Silvio Rendón, Javier Gárvich, Daniel Salas?

Ay, dintilacos.

Anónimo dijo...

Yo lo he visto mechar a Cochebomba hace años (a la salida de un concierto subte en la Helden) y a Inocente hace poco.

Se de una anécdota que la contó el poeta Espinoza, sobre algo que sucedió el año pasado.

Una noche, en Quilca, estaban Espinoza, Inocente y Harold Alva, de pronto un ratero le pidió a Inocente plata, éste se negó, el choro se puso salsa, Inocente reaccionó y en una abolló al choro a punta de tacles al hígado,mientras más choros venían a masacrar a Inocente.

Cuenta mi fuente que esa noche, el poeta Espinoza se hizo humo y en honor a la verdad, Harold Alva inutilizó a un zambo enorme a punta... de cabeza... como buen búfalo. Luego vino el serenazgo y casi se cargan a Inocente y Alva(los choros son cómplices de los serenazgos y estos de la policía) mientras los pirañas y los choros los intentaban bolsiquear a estos giles.

Cochebomba es barrista bravo, subterráneo y de la zona brava de Breña. De un puñete se lo carga a Faveroncillo, el chuzo en la cara no es por las huevas.

Ay, chatito, no sabes con quién te has metido, esta gente habla lo que le sale de los porongos, no como tú, que lo que siente tu corazón sale enmierdado por tu culo.

Q. Ronero

Anónimo dijo...

Buchon, es cierto, ese Retículo Engreído llamado Faverón es masoquista. Lo chancan, lo abollan, le dan en el suelo, y dale, terco el cholo, csm, le gusta el golpe y desprestigiarse solito.

¿Fascista andino?

Huancaíno Furioso

RODOLFO YBARRA dijo...

Luching:

De acuerdo con uno. En lo que respecta a dos: Aunque no avalo la "violencia" (lo pongo entre comillas porque las broncas literarias son clásicas desde siglos y pocas han llegado a mayores) no creo que esto aumente o disminuya la razón al contrincante.
Te acuerdas de esa definición que dice que la guerra es la prolongación de la política (¿Cual es la prolongación de las broncas literarias?, pues si te has dado cuenta lo es el panfleto o los anónimos). La literatura es un espacio de lucha de clases, castas, razas, grupos religiosos, etc. Eso me sigue pareciendo más importante que darle una patada en el trasero a quien sea. No sé (aunque lo intuyo) lo que puedan opinar los escritores aludidos.

Anónimo dijo...

Chúpale el ojo!

Muérdele la oreja!

Patéale los huevos!

Y que no se corra.

Titus